Final Fantasy VII - Parte 7: Aventura en Cañón Cosmo

Una vez a salvo, examina la zona del póster con el chocobo y obtendrás la materia Rahmu. Para correr en las carreras - tienes que ganar para salir de allí - mantén pulsados los botones R1 y R2 mientras corres y repondrás la energía de tu montura más rápidamente. En el mapamundi, cruza el río que hay al Sur y entra en Gongaga, donde te atacarán Reno y Rude.

JEFE 12: RENO Y RUDE

Este dúo no deja de recordarnos a Pulp Fiction. Rude es el encargado de curar a ambos con su magia, por lo que debe ser tu primer objetivo. Paralízalos con el Sello Maldito de Aeris en cuanto puedas y protégete del Fuego. No hay una estrategia especial para dañarlos a parte de estas, así que utiliza lo que mejor te parezca.

Si vas a la derecha y luego al Norte llegarás a un reactor en ruinas. Cuando se vayan Tseng y Escarlata, coge la materia Titán. Vuelve al cruce de caminos y ve a la izquierda (hay otra materia por ahí tirada). Hacia el norte está Gongaga.Vuelve al mapamundi y dirígete a Cañón Cosmo.

Habla con Bugenhagen y cuando acabes de ver el observatorio regresa al centro del pueblo, a la hoguera. Habla dos veces con Red XIII y sigue a Bugenhagen.

En la Cueva Gi, explora todos los recovecos si lo deseas. Hay dos situaciones complicadas: la primera es encontrar el mecanismo que activa una puerta secreta. Nada más entrar, ve a la derecha y llegarás a una cueva con varios huecos. Continúa a la derecha y sube. A la izquierda hay un agujero que esconde un resorte. El segundo problema viene a la hora de pasar sobre un charco de aceite, ya que si resbalas acabarás empalado contra unos pinchos colocados con muy mala idea. Camina por el borde de la mancha muy despacio y está hecho. Al llegar a la encrucijada de cinco caminos, continúa por el segundo empezando por la izquierda y acabarás frente al espíritu de Gi Nattak, tu siguiente enemigo.

JEFE 13: GI NATTAK

Protégete contra el Fuego y no lo utilices contra él. Concentra todos tus ataques sobre Gi Nattak y olvídate de los espíritus de fuego que lo flanquean. Emplea Hielo, Rayo y las materias de invocación. Al ser un muerto viviente, es sensible a los hechizos de Curación, que a él le harán daño.

Recoge la materia Gravedad, sal de Cañón Cosmo, cruza el río que hay al Norte y llegarás a Nibelheim.

En la mansión de Shinra, a la izquierda de la entrada, hay un mensaje con pistas para poder abrir una caja fuerte, pero ahí va la contraseña para ahorrarte trabajo: 36 a la derecha, 10 a la izquierda, 59 a la derecha y 97 a la derecha. Dentro te espera una criatura que custodia dos valiosos objetos. Esta extraña criatura tiene dos partes: una púrpura que hace daño físico y es más resistente a él, y otra roja que ataca con magia y que al mismo tiempo es resistente a ella. Lo más importante es que lo paralices cuanto antes con el Sello Maldito de Aeris y luego lo ataques con conjuros de invocación. Hagas lo que hagas siempre habrá una parte que resista más que la otra. Si el último ataque es un conjuro, te enfrentarás luego sólo a la parte roja, mientras que si es un ataque físico, sera la púrpura la que sobreviva más tiempo.

Coge la poderosa materia Odín y la llave del sótano y dirígete a la biblioteca. Sefirot te lanzará la materia Destruir, que no debes dejar de coger. Luego abre con la llave la puerta que está justo antes de la biblioteca y encontrarás a n nuevo personaje.

Cómo encontrar a Vincent

Ya has visto que primero es necesario coger la llave de la caja fuerte. Pues el resto es tan sencillo como hablar con él en su ataúd y salir de la mansión. ¡Ya tienes un nuevo miembro en el grupo!

Lecturas recomendadas