Final Fantasy VIII - 42. ¡Hay que salvar a Rinoa!

Al bajar de la nave, sube por las escaleras del fondo para entrar en el edificio. Nada más entrar encontrarás un punto de extracción con la magia Paro. Habla con los guardas para que te dejen ver a Rinoa una vez más. Al entrar en el laboratorio verás cómo los científicos manipulan su cuerpo. Entra por la fuerza en la habitación en la que tienen a Rinoa y colócate justo delante de la cápsula. Ahora... mira y disfruta de una de las imágenes más bellas del juego (voy a llorar).

Al salir del laboratorio estarás casi dispuesto a pelear con quien haga falta, pero no te embales. Un personaje con traje de Esthar impedirá que los soldados te ataquen. No te voy a decir quién es el personaje por que a estas alturas ya debes saber quién es.

Ya en el Lagunamov, Rinoa se disculpará por las molestias causadas y entre todos decidirás que hay que ir a casa de Edea. Pero antes de ir hacia allí mira lo que puedes conseguir.

Guía y trucos de Uncharted: el abismo de oro