The Legend of Zelda Spirit Tracks - Torre de los Dioses IV - Litografía del Fuego

Vuelve al tren y pon rumbo al noroeste, a la Torre de los Dioses, para hablar con Radiel. Tras escucharla, sube tan alto como te permitan las escaleras y entra en la planta 12. Aquí hay unos pequeños ojos flotantes vigilando por todas partes. Si uno de ellos te ve… ¡todos los espectros de la planta aparecerán junto a él!

PRIMERA Y SEGUNDA LÁGRIMAS
Para coger la primera lágrima de la luz, la de la zona sureste, ve hacia ella sin que el espectro te vea. No importa que esté custodiada por un ojo espectral, ya que no podrá evitar que entres a cogerla y te refugies en la zona segura (1). Cuando el espectro se haya ido, sal de ahí y ve a la que hay justo al norte de tu posición. Golpea la esfera para desplegar un puente pero no cruces.


(1) No te preocupes por el Ojo Espectral

Lo siguiente es subir las escaleras de esta misma zona y, al norte, sacar la espada de la cabeza central para meterla en la de más al este. Con esto harás aparecer un cofre junto al puente que abriste antes. Desde aquí, ve hasta la esquina noroeste usando los salientes de la pared. Los ojos espectrales no te detectan mientras estés en una plataforma elevada, pero sí cuando te balanceas, así que vigila su posición en la pantalla superior. Ve hacia el sur por los salientes de la pared, y luego al este por el estrecho pasillo. Usa el saliente de esta zona y corre a refugiarte en la zona segura junto a la segunda lágrima de la luz.

TAMBIÉN LA TERCERA...
Espera a que el espectro se vaya y ve a la esquina suroeste, donde aparecieron el puente y el cofre. Sin que te vea el ojo espectral, abre el cofre y conseguirás una llave pequeña. Ve ahora a la esquina noreste y abre la puerta con cerradura que hay allí para poder subir a la planta 13.

Toma el pasillo central y golpea al ojo con el bumerán para luego rematarlo sin que pueda hacer sonar la alarma. Haz lo mismo con el siguiente, y continúa hasta dejarte ver por el espectro. ¡Huye y dale esquinazo! Para conseguirlo, da la vuelta en la sala cuadrada que hay justo antes de llegar a él, y sal corriendo hacia la puerta que impide el acceso a la lágrima (2). Como el espectro te ha perdido de vista, la alarma se apagará y la puerta dejará de estar cerrada. Con las 3 lágrimas en tu poder, espera a que el espectro vuelva a su puesto y golpéale para que Zelda lo posea.


(2) Despista al Espectro y espera a que se abra la puerta

Toca volver a la planta 12. Puede que un ojo espectral te vea en cuanto llegues. Si te ocurre, refúgiate en la zona segura que tienes unos pasos al oeste. Luego ve a la esquina sureste y usa el fuego de una de las antorchas para encender la otra con el bumerán. En el cofre que aparece hay una llave que sirve para la puerta con cerradura de la esquina suroeste.

Entra en esta habitación con Link y manda a Zelda junto al ojo que vigila la zona noroeste. Para hacerlo, traza la línea de movimiento de Zelda sin que importe que atraviese paredes o puertas cerradas. Golpea las 2 esferas a la vez, una con cada personaje, y la puerta se abrirá para que avances por la escalera del noroeste.

OBJETIVO: LA SALA DE LA LITOGRAFÍA
Ve por el único camino posible hasta una zona de arena. Pero cuidado, si Zelda pasa sobre ella se hundirá. Envíala a pisar el interruptor que hay junto a la arena, mientras Link va al que hay al otro lado. Pasa ahora sobre el puente y sigue hacia el este, dejando atrás los pinchos, hasta encontrar un círculo rojo en el suelo. Pon a Link sobre él y dirige a Zelda hasta el círculo rojo del otro lado, de manera que pase sobre los pinchos de la entrada.

Usa el látigo para sacar la espada de la cabeza de la izquierda y ponerla en la otra. Vuelve a entrar con Zelda en la habitación y ve a la siguiente planta. Atraviesa con Zelda los pinchos al este y avanza hasta un triángulo amarillo en el suelo. Coloca a Link en el otro y ve al noreste por la arena.

Para eliminar al nuevo enemigo, golpéale primero con el látigo y quítale su escudo. Empuja el bloque a la siguiente habitación y colócalo sobre uno de los 2 interruptores del suelo. Ponte sobre el cuadrado azul y coloca a Zelda en el otro.

Con Zelda dentro, pisa el interruptor libre para bajar los pinchos y poder llegar con Link hasta la habitación del enemigo del escudo. Empuja la puerta del norte con los dos personajes a la vez y... llave del cofre.

Vuelve a la sala central por el pasillo del sur de la sala de los interruptores. Toma el pasillo del oeste. Desde el filo del abismo, lanza el bumerán en diagonal hacia el noroeste para golpear una esfera. Teletransporta a Zelda hasta el ojo espectral y ve con ella a la esquina suroeste del mapa. Colócala sobre el círculo rojo del suelo y a Link en el de fuera. Para los pinchos, entra con Zelda usando el teletransporte, y pisa el interruptor de al lado.

Para avanzar por el noroeste, coloca a Zelda en la salida de las rocas para que las bloquee. Mientras, haz que Link pase al otro lado de los pinchos. Ve hacia el ojo espectral del norte y haz que te siga hasta la arena. Los espectros se hundirán en la arena. Sal de ella, deja que el ojo te atrape, frota el lápiz contra la pantalla táctil para liberarte y haz que Zelda se teletransporte hasta su posición.
Coloca a cada personaje en un interruptor y abrirás una de las puertas del centro. Para atravesar la arena con Zelda, espera a que aparezca el ojo espectral. Luego ve hasta la zona de las rocas rodantes y pisa los 2 interruptores: vuelve por el puente a la habitación del centro. Ve por el pasillo del norte, adelantándote con Zelda para eliminar el ojo espectral, y abre la puerta para ir a la planta 15.

Teletransporta a Zelda hasta el ojo del noroeste y, desde la baldosa verde, camina hasta la de más al noreste. Luego ve en diagonal al extremo suroeste y, desde esta misma esquina, en línea recta al norte para volver a la del noroeste. Por último, traza una línea diagonal hasta la baldosa roja. Una puerta se abrirá en la habitación central, y ya podrás llegar hasta la sala de la litografía del fuego.

Guía y trucos de The Legend of Zelda Spirit Tracks