Red Dead Redemption - Los minijuegos

Cuando estés cansado de cabalgar por el desierto cazando pumas o de enfrentarte a los problemas de Marston, siempre puedes olvidarlo todo por un tiempo dejándote los ahorros en una partida de póquer o afinar tu puntería en el juego de la herradura, por ejemplo.

Pulsos
Puedes jugar a este minijuego en Agave Viejo, Plainview y Pacific Union. Las apuestas son muy bajas y el dinero que ganas muy poco, pero al menos son muy divertidos.

Generalmente Habrá varios contendientes esperando para retarse contigo, y puedes apostar una cantidad distinta con cada uno de ellos. Cada dólar de más en la apuesta equivale a un nivel de dificultad más.

Tienes que pulsar A o el botón X para hacer fuerza, pero la barra de resistencia irá bajando, así que debes alternar entre pulsar rápidamente el botón y mantenerlo pulsado para recuperar resistencia de vez en cuando. Cuando tengas al rival casi derrotado podrás pulsar un botón para hacer un movimiento final. ¡Demuestra quién es el más fuerte!

El juego del cuchillo
este minijuego tan "sufrido" está disponible en Manzanita Post, Thieve´s Landing, Armadillo, Escalera y Torquemada. Tienes que acertar con el cuchillo entre tus dedos clavándolo en la mesa pulsando un botón para cada hueco. Dependiendo de tu apuesta el rival hará su serie más rápido y con más botones distintos. Luego tienes que repetir lo que haya hecho en menos tiempo.

La clave para ganar es aprenderte dónde está colocado cada botón en el nivel más difícil, ya que irán pasando los contendientes y tendrás que subir la apuesta, por lo que llegarás a los niveles difíciles sí o sí.

La otra clave es mantener un ritmo constante de pulsado de botones, sin importar si es un ritmo rápido o no. Si te equivocas de botón o cambias el ritmo te pincharás la mano y perderás uno de los 5 intentos que tienes para repetir 2 series del rival con éxito. Si omites la serie del rival tendrás menos tiempo para repetir, así que "trágate" el video.

Lanzamiento de herradura
puedes probar tu puntería en este divertido minijuego en MacFarlane´s Ranch, Rathskeller Fork y Las Hermanas. Las apuestas también son muy bajas y también determinan el nivel de dificultad del rival, así que no es el mejor sitio si lo que quieres es forrarte.

Tienes que apuntar con tu brazo al clavo de enfrente y acercarte lo más posible a él con tu lanzamiento. A la izquierda verás una barra con un puntero que se va moviendo al son de tus movimientos con el analógico derecho, que controlan el brazo. Tienes que pararlo en el centro para acertar, pero no basta con eso. La velocidad con la que muevas el brazo determina la fuerza, así que lo mejor que puedes hacer es balancear el brazo unas cuantas veces para controlar la velocidad a la que saldrá la herradura al lanzarla.

Dado mentiroso
Puedes jugarlos en escalera, Casa Madrugada y Thieve´s Landing. Al igual que en el póquer, cuanta más gente haya en la mesa más dinero podrás ganarles.

Cada jugador tiene un cubilete con 5 dados (con valores del 1 al 6). Cada uno ve sus dados y apuesta cuánta cantidad hay de un determinado número. Por ejemplo, pueden salirte 2 cuatros, así que apuestas eso. El siguiente jugador debe aumentar el número de dados iguales que hay entre los dados de todos los jugadores, por ejemplo 3 cincos, y así sucesivamente. En todo momento puedes desconfiar de la apuesta de un rival y mostrar los dados de la mesa para ver si era un farol. Si te equivocas pierdes un dado y, si no, lo pierde el jugador del que has desconfiado. Gana el jugador que deje sin dados a sus rivales.

EL cálculo del número de dados que le quedan a tus rivales y a ti es fundamental, sobre todo cuando ya empiezan a quedar pocos dados. También puedes hacer una jugada más arriesgada haciendo una apuesta exacta a lo que ha dicho algún rival o a lo que apuestas tú mismo. Si aciertas perderán un dado ambos jugadores y si no lo perderás tú. ¡Arriésgate vaquero!

Póquer
Puedes jugar al rey de las apuestas en Armadillo, Chuparosa, Thieve´s Landing, Casa Madrugada y Blackwater.

Si llevas el traje elegante puedes hacer trampas guardándote una carta en la manga manteniendo una barra deslizante centrada. Si no lo consigues te pillarán y tendrás que batirte en duelo con el jugador, así que ándate con ojo.

El sistema que se sigue es Texas Hold´em Póker, es decir, te dan 2 cartas y debes crearte una jugada con las 5 que irán poniéndose sobre la mesa. Cuando hayan puesto 3 cartas sobre la mesa será tu momento para apostar fuerte y que se retiren o apostar poco a poco para que entren al trapo.

Blackjack
En Chuparosa, Rathskeller Fork, Thieve´s Landing y Blackwater puedes jugar a este clásico de los casinos en el que la suerte es más importante que en el póquer.

Te repartirán dos cartas, y con ellas debes acercarte lo más posible a 21. Si no estás cerca puedes duplicar la apuesta, es decir, pedir una sola carta más y plantarte con lo que salga (es una apuesta muy arriesgada, pero puede salir). También puedes pedir más cartas hasta que te plantes o te pases de 21 y pierdas. Este minijuego tiene 2 problemas: por un lado depende mucho de la suerte (y además la banca tiene mucha), y por otro solo apuestas contra la banca, por lo que el dinero del resto de jugadores no te sirve de nada.

Cuando te salen 2 cartas iguales en el reparto inicial puedes dividir y con ello duplicar el número de jugadas (y de dinero apostado). Por ejemplo, si te salen 2 cincos puedes dividir y pedir cartas para sumar 21 con cada uno de ellos como jugada independiente. No te vuelvas loco y pidas cartas cuando tengas 18,19 ó 20, ya que es casi imposible que te salga bien la jugada, pero es que el problema es que la maldita banca casi siempre sacará mejores cartas que tú. Por todo ello este es el minijuego más difícil de todos.

Guía y trucos de Red Dead Redemption