Impresiones de Motor Strike
Reportaje

Impresiones de Motor Strike: Immortal Legends para PS4

Por Alejando Alcolea
-

Tras jugar bastante al videojuego de FiveXGames, os ofrecemos nuestras impresiones de Motor Strike: Immortal Legends, un juego de conducción que fija su mirada en los jugadores que se criaron con clásicos como Mario Kart o Crash Team Racing.

Motor Strike: Immortal Legends se está desarrollando en la Factoría Cultural del Matadero de Madrid dentro de PS Talents Games Camp, una de las ramas de PlayStation Talents (la apuesta de desarrollo local de Sony Interactive Entertainment España), y la semana pasada, junto a otros juegos de Talents, ha estado en Los Angeles en el marco del E3 2016 para mostrarse a todos los medios de videojuegos del mundo.

Nosotros, por suerte, hemos podido jugar en varias ocasiones a Motor Strike, tanto en el estudio del Matadero como antes del torneo que el estudio organizó hace unos días en una sala madrileña cercana a Matadero. De hecho, os dejamos un breve vídeo que subimos a Twitter para que os hagáis una idea de cómo rinde el juego en una de sus principales características, el multijugador local a cuatro jugadores:

En el evento pudimos disfrutar de varias partidas, lo que nos permitió observar las novedades, tanto gráficas como jugables (una de ellas muy importante), que tiene la versión actual de Motor Strike.

Cuando vemos Motor Strike: Immortal Legends pensamos inmediatamente en un videojuego de velocidad, de conducción. Es algo lógico, ya que vemos en todo momento coches en las pantallas. Sin embargo, algo muy importante del juego es el uso de las armas. 

Aunque al principio del artículo ponía como ejemplo Mario Kart y Crash Team Racing, en esos dos juegos los diferentes vehículos tienen las mismas características y las armas dependen de la caja que cojamos en la carretera.

Motor Strike continúa la estela de velocidad y armas de esos dos juegos citados pero con dos novedades importantes. La primera es que todos los coches tendrán armas desde el principio de la partida y, como pudimos probar al ponerle las manos encima, es al comienzo de cada carrera cuando decidimos el modo de disparo (continuo, más semiautomático o láser) de nuestra torreta y, además, tendremos misiles que podremos disparar de vez en cuando durante la carrera.

Impresiones de Motor Strike 2
Hay cooperativo local para 4 jugadores. Si estamos menos, en las pantallas libres se mostrará el mapa del trazado.

La segunda novedad es que, cada vehículo tiene unas características únicas, además de un diseño muy peculiar. Los diferentes vehículos de Motor Strike están, como ya os habréis dado cuenta y como os hemos contado en más de una ocasión, inspirados en vehículos que hemos visto hasta la saciedad tanto en el cine (ahí tenéis una versión del DeLorean o del Batmóvil de Tim Burton) como de la televisión (con el coche de Los Simpsons, Scooby-Doo o el Equipo A). 

Muchos lo habéis comentado en redes sociales y… no, el estudio no tendrá problemas de copyright, ya que están creando versiones de coches famosos reconocibles pero, a la vez, con un diseño muy original, todo ello asesorados por expertos en estos temas para evitar esos posibles problemas legales.

Ahora, vamos a lo que importa, la sólida y adictiva jugabilidad de la que hace gala Motor Strike: Immportal Legends.

Impresiones de Motor Strike 3
En la versión del torneo había 8 coches disponibles. Algunos de ellos eran la versión del Batmóvil o de la furgoneta del Equipo A.

La velocidad no lo es todo

En los juegos de carreras el objetivo es, lógicamente, ganar la carrera. Generalmente tenemos que ser el más rápido en la pista para conseguir tal fin. Sin embargo, FiveXGames le ha dado una vuelta de tuerca al juego al incluir las armas.

Sí, más juegos de conducción nos han dado la posibilidad de disparar a nuestros rivales, pero sólo era una herramienta para poder adelantarlos en pista y llegar antes que ellos a la meta. Lo que el estudio madrileño propone es bastante diferente, ya que no siempre ganará la partida el que primero llegue a la meta sino el que mejor haya afrontado la carrera.

Impresiones de Motor Strike 4

Se hará así una especie de media que premiará al que mejor haya disputado la carrera, teniendo en cuenta los rivales abatidos, la posición de meta y la cantidad de minioms arrasados. Y es que… sí, además de los vehículos de los otros jugadores, nos encontraremos vehículos neutrales en pista, de un color verde, que sólo se dedicarán a estorbarnos. Tendremos desde coches normales hasta tanques y explotaremos con sólo rozarlos (algo que deben depurar porque es muy fácil tirar al traste nuestra impoluta carrera por rozar a uno de estos minioms).

Será, por tanto, muy importante tener un ojo puesto en nuestros rivales, en los coches controlados por la máquina y, sobre todo, en los límites de la carretera, ya que a la mínima podemos salirnos del trazado y acabar en la cuneta viendo como nos adelantan los otros jugadores.

El control del juego, aun teniendo en cuenta que lo que hemos probado son versiones en desarrollo, es bastante bueno y, además, es esperanzador de cara a la versión final lo rápido que el estudio trabaja para pulir los posibles fallos.

Impresiones de Motor Strike 1

La última vez que probamos el juego, unas dos semanas después de ponerle las manos por segunda vez a Motor Strike, notamos una clara evolución en el control del coche. Se notaba más ‘seguro’, menos rabioso en carretera y, sobre todo, el paso por curva era mucho más fluido. Las colisiones eran menos perjudiciales para los jugadores y no veías volando fuera del escenario a tantos coches como en anteriores versiones. Sin embargo, lo mejor no es que FiveXGames supieran pulir aspectos jugables, sino la capacidad de hacer esto mismo a la vez que se atrevían a innovar y colocar una nueva mecánica, la de disparar marcha atrás.

Y es que, aunque disparar hacia atrás ya era posible en otros juegos, sin apuntar lo más mínimo, Motor Strike nos permitirá voltear el coche pulsando un único botón, lo que nos permitirá conocer qué rival está justo detrás de nosotros para poder dispararle de forma más precisa, ya sea con la ametralladora o con los misiles. Es un sistema al que cuesta un poco hacerse, ya que tenemos que cuidar el no salirnos del trazado, pero que está bien implementado (para estar en una fase temprana) y es original.

En definitiva, está claro que hay cosas que tienen que pulir, como el derrape en las curvas que, aunque implementado, debe ser más fluido y agresivo para encarar los giros a más velocidad. También hay que prestarle atención al sistema de conducir marcha atrás para poder disparar a los coches que nos persiguen y, sobre todo, tienen que trabajar para que los minioms no sean obstáculos contra los que ir a chocarse directamente porque, aunque quieras, es casi imposible esquivarlos.

Sin embargo, todo lo que estoy diciendo son cosas naturales dentro del desarrollo. Al juego le faltan varios meses de trabajo intenso por delante hasta ver la luz en PS4, pero el ritmo al que trabajan desde FiveXGames es impresionante y esperanzador. De hecho, el juego ya se disfruta bastante y es divertido, muestra de ello es que se han atrevido a organizar un torneo con el juego en desarrollo, algo que les ha permitido ‘exportar’ la idea de Motor Strike y recopilar algo muy valioso: feedback de jugadores reales que no estaban familiarizados con el videojuego.

Motor Strike: Immortal Legends pinta de maravilla. Es divertido, original, permite jugar con hasta otros tres amigos en una sola consola y tiene un diseño visual muy llamativo basado en el uso de polígonos grandes y coloridos para dar vida tanto a los escenarios como los coches, un estilo que le va de maravilla al juego y que pondrá la nota de color que el catálogo de PS4 necesita en el género de conducción.

Fuente | PlayStation Talents