3DS XL y la retrocompatibilidad

La revisión de Nintendo 3DS, 3DS XL, será capaz de mostrar los juegos de DS y de la Consola Virtual a su resolución nativa, y con un tamaño de imagen superior a la pantalla de Nintendo DSi

Tras presentación de Nintendo 3DS XL realizada ayer en el Nintendo Direct, y de la que puntualmente nos informó Rubén Guzmán, siguen llegando nuevos datos relativos a la nueva (y vitaminada) versión de 3DS que verá las tiendas el próximo 28 de julio.

Como se suele decir en estos casos, podemos decir que tenemos dos noticias: una buena y una mala. Empezamos por la buena:

Según hemos podido saber, la nueva revisión de Nintendo 3DS, tendrá un mejor comportamiento a la hora mostrar los juegos de la Consola Virtual y los de la "antigua" Nintendo DS gracias a las características de sus nuevas pantallas.

Como sabéis, al ejecutar un título de DS o de la Consola Virtual, 3DS reescala la imagen y le da un aspecto un tanto borroso. Esto es debido a la diferencia de resolución de las pantallas entre ambas plataformas (256 x 192 en DS y 400 x 240 en 3DS).

La única opción que tenemos en la actualidad para evitar este efecto borroso cuando disfrutamos de la retrocompatibilidad de 3DS es acceder al modo de resolución nativa (pulsando Select o Start antes de iniciar el juego), lo que hace que todo se vea más nítido... pero también bastante más pequeño.

Pues bien, parece ser que la nueva pantalla superior de 3DS, al tener un tamaño mayor y unos píxeles más grandes, será capaz de mostrar los juegos de DS a su resolución nativa y con un tamaño a caballo entre la pantalla de DSi y DSI XL, por lo que podremos disfrutar de estos títulos (y de los de la Consola Virtual) a un tamaño considerable y sin ese molesto efecto borroso, lo cual es una noticia excelente.

En cuanto a las malas nuevas que os comentábamos al principio, y aunque la verdad es que ya nos lo esperábamos y resulta bastante obvio, es que se ha confirmado que Nintendo 3DS XL no será compatible con el Circle Pad Pro, ya sabéis: el adaptador que añade un segundo stick analógico a 3DS, debido al nuevo tamaño de la portátil.

De momento Nintendo no se ha pronunciado sobre si lanzará una nueva versión de este periférico compatible con 3DS XL, aunque -no sabemos por qué- nos da en la nariz que no tardaremos en verlo.