Así funciona la refrigeración de los portátiles gaming de MSI

En Barcelona Games World, además de un montón de videojuegos, podemos encontrar diferentes puestos que fabricantes y ensambladores de productos gaming han montado. El objetivo no es sólo dar a conocer dichos productos, que el público pueda tocarlos y trastear con ellos, sino también que los que se acerquen a los diferentes puestos de los fabricantes conozcan cómo funciona un ordenador por dentro.

Portátiles gaming para jugar a todo sin compromiso

Algo fundamental en los ordenadores gaming es la refrigeración. El calor mata los componentes gaming y los diferentes fabricantes buscan nuevas soluciones para disipar el calor que chips cada vez más potentes (y que generan mucho calor) producen para mantener un funcionamiento óptimo. Cada una de las marcas tiene su propia tecnología que se integra, por norma general, en las tarjetas gráficas.

Todos los juegos eSports de Barcelona Games World

En ordenadores de sobremesa es fácil ver cómo funcionan los ventiladores, pero... ¿y la refrigeración de un portátil gaming? Con la llegada de las tarjetas GTX de la familia 1000, los ordenadores portátiles ya pueden utilizarse para jugar como si de un sobremesa se tratara. Esto significa que estamos más horas con ellos y, claro, que se calientan más. 

Los portátiles con Windows 10 mejor valorados en Amazon

A continuación os dejamos las diferentes soluciones de MSI para refrigerar tanto la GPU como la CPU de sus portátiles gaming:

Como veis, se trata de diferentes soluciones de refrigeración en función de las necesidades de cada uno de los portátiles. El último sistema pertenece a una auténtica bestia como es el GT83VR, un portátil que puede equiparse con dos tarjetas gráficas GTX 1080 en SLI y que, como podéis imaginar, tiene grandes requerimientos a la hora de disipar el calor.