Bioshock Infinite se retrasa a 2013

Cuando uno lee que un juego que espera fervientemente se pospone, confía en que sea para perfeccionarlo y no por cuestiones de marketing. Y así parece que será con el retraso de Bioshock Infinite, el cual, según Ken Levine, servirá para convertirlo en un juego todavía mejor.

El pasado 1 de marzo, 2K Games anunciaba que Bioshock Infinite estaría en las tiendas el 19 de octubre. Sin embargo, parece ser que los meses que les quedaban por delante hasta dicha fecha no eran suficientes para conseguir que esta tercera entrega ofreciera todo lo que el equipo de desarrollo quería. Por ello, han decidido posponer la salida al 26 de febrero de 2013.

El director creativo de Irrational Games, Ken Levine, ha explicado el porqué del retraso: "Cuando anunciamos la fecha de lanzamiento de BioShock Infinite en marzo, nos sentimos muy cómodos con ella. Desde entonces, hemos descubierto muchas oportunidades para hacer de Infinite algo aún más extraordinario. Por lo tanto, y para dar a nuestro talentoso equipo el tiempo que necesitan para ofrecer el mejor Infinite posible, hemos decidido mover el lanzamiento del juego hasta febrero".

Asimismo, Levine subraya que con el primer Bioshock vivieron una situación parecida de demoras: "Tuvimos una experiencia similar con el Bioshock original, que se retrasó varios meses a medida que se acercaba la fecha de lanzamiento prevista. ¿Por qué? Debido a que los Big Daddies no eran los Big Daddies que conocemos ahora y que tanto amamos. Debido a que el club de golf de Andrew Ryan no tenía el swing perfecto. Debido a que necesitábamos añadir una capa más al ruinoso Art Deco de Rapture. Este mismo principio se aplica ahora a Bioshock Infinite".


De lo que si está seguro Ken Levine es de que la espera traerá consigo un "Bioshock Infinite todavía mejor". A la vez que confirma que el juego no será mostrado en las ferias de verano, como el E3 y la Gamescom, porque "la preparación de este tipo de eventos resta tiempo de desarrollo y, en su lugar, lo vamos a emplear para poner en tus manos la mejor versión posible de Infinite en febrero". Según declara, la próxima vez que muestren Bioshock Infinite será casi la versión definitiva que veremos en las tiendas.

Bioshock Infinite es la tercera parte de la saga FPS Bioshock. Una franquicia que se hizo famosa por su oscura ambientación en una ciudad submarina y que ha decidido arriesgar dando el salto a los cielos para vivir una aventura en la ciudad flotante de Columbia. El juego estará disponible para Xbox 360, PlayStation 3 y PC.