Construye una espectacular escultura de Doom para su hijo

Hay fans de Doom, como los que se curraron una versión LEGO del FPS... Y luego está el protagonista de nuestra siguiente historia. Con 17 años, Jason lo 'flipaba en colores' jugando al terrorífico título de ID Software: conectaba un dolby surround improvisado, apagaba las luces y se sumergía en los infiernos para acabar con todos los cyber-demonios que le salían al paso. Tal fue su afición por esta legendaria obra que, ahora, ya crecidito, ha decidio crear el homenaje definitivo a la saga: una pedazo de escultura en la que se dan cita algunos de los iconos más emblemáticos.

Estos incluyen toda clase de enemigos, piezas informáticas, sangre... ¡Incluso se puede ver una cabeza (decapitada) de John Romero! Lo más curioso es que Jason ha construido la escultura con la inestimable ayuda de su hijo de 6 años, quien le ha sugerido que la convierta en una terrorífica lámpara de noche con la que alumbrar su habitación cuando el miedo a la oscuridad asalte. Aunque encender semejante "lámpara" debe ser de todo menos tranquilizador...

La escultura se expone ahora mismo en una feria de California, y Jason la ha puesto en venta por tan solo 6000 $... Si os sobra la pasta, ya tenéis plan para este fin de semana. Podéis contemplar todo el proceso de construcción, así como un buen número de detalladas imagenes desde el blog del autor.