Crytek duda de Wii U y PS Vita

Cevat Yerli, CEO de Crytek, ha manifestado su desinterés para con Wii U y PS Vita por su dudosa viabilidad comercial.

Crytek no está interesada en desarrollar para Wii U o PS Vita por el momento, ha afirmado su mandamás, Cevat Yerli. El CEO duda de la viabilidad comercial de ambas máquinas, aunque no descarta que varios juegos third party irrumpan en sus catálogos CryEngine mediante: "Para Wii U habrá juegos que corran bajo nuestro CryEngine, aunque de terceros. [...] En lo que a Playstation Vita respecta, está rodeada de mucha incertidumbre. Técnicamente la encuentro muy atractiva y me divierto con ella, eso es indiscutible, pero desde un punto de vista comercial no termina de convencer."

Crysis 3 no llegará a Wii U

El pesimismo de Yerli se hace extensible también a las consolas de nueva generación. Piensa de hecho, que la próxima generación podría ser la última: "Hemos escuchado una y otra vez que las consolas acabarán con el PC. Pienso todo lo contrario: creo que la próxima generación de consolas domésticas será la última. [...] Por supuesto, aún hay numerosos hardcore gamers ansiosos de jugar 8 horas seguidas, pero se están convirtiendo en minoría. Los jugadores de hoy en día compran un juego por 99 centavos, lo descargan y juegan una media de 15 a 20 minutos diarios durante dos meses. Entonces pasan a otra cosa."

El futuro del videojuego pasa pues (en su opinión) por tabletas, teléfonos inteligentes y navegadores web, que comprometerían por mucho a las nuevas Wii U, Xbox 720 y PlayStation 4.

Preguntado también por los juegos en streaming, tan en boga tras la irrupción de plataformas como OnLive o Gaikai, Yerli no cree que satisfagan al jugador tradicional de PC. Lo explica así: "Los hardcore gamers no quieren lidiar con problemas de compresión, latencia y similares. Jugar a Crysis en streaming no resulta nada atractiva, es como ver Avatar a baja resolución en YouTube."

En estos momentos Crytek se centra en el desarrollo de Crysis 3, Homefront 2 y Rise (Kinect), aunque también en un shooter free-to-play apodado Warface, más acorde con las declaraciones de su CEO.