Danny Elfman casi sufrió una crisis nerviosa componiendo Batman

Danny Elfman no lo tuvo facil al componer la BSO de Batman. El compositor ha reconocido que fue uno de sus trabajos más complicados. Tanto, que le pudo costar su salud mental. 

Trabajar para Tim Burton nunca ha sido fácil, digan lo que digan. Ni siquiera para Danny Elfman, compositor consagrado de buena parte de su filmografía y cuyo estilo es claramente reconocible en cualquiera de sus partituras. Sin embargo, Elfman ha admitido que hubo un momento en su carrera que casi le supera, causándole una crisis nerviosa. Y aunque os suene raro, nos referimos a la composición de la banda sonora de Batman (1989).

Así lo ha revelado el compositor en declaraciones a New York Post. En el artículo, Danny Elfman recuerda el impacto que supuso que le encargaran el trabajo de componer la música de Batman. Aunque había trabajado anteriormente con Tim Burton, escribiendo la banda sonora de La gran aventura de Pee Wee, el encargo de Batman supuso un reto al que no se había enfrentado antes. De hecho, ha admitido que no quiso el encargo en un primer momento, por miedo a arruinar la cinta. 

"Batman fue muy estresante. Casi me da un ataque de nervios. Hasta el momento solo había hecho comedias. Nadie salvo Tim Burton me quería en la película y me tenía que demostrar a mi mismo mi valía. Había incluso el deseo de que colaborara con Prince (que escribió piezas adicionales para la película), pero yo no estuve abierto a esa idea.

Sin embargo, veinticinco años después hemos visto que Elfman no solo superó sus miedos y el estrés, sino que su composición se ha convertido en el tema más emblemático del Caballero Oscuro, con permiso del de Shirley Walker para Batman: The Animated Series. Más aún, a él le debemos temas inolvidables como el de Spider-man, la cabecera de Los Simpsons, la BSO de Pesadilla antes de Navidad e incluso parte de la composición de la música de los videojuegos Fable y Fable II