Descubren cómo construir sables de luz reales

Científicos del MIT habrían descubierto accidentalmente un principio físico por el cual los sables de luz, las armas de los caballeros Jedi de La Guerra de las Galaxias, podrían ser factibles en el mundo real. 

Si alguna vez os han chinchado recordándoos que las espadas láser, o sables de luz, son físicamente imposibles, al igual que buena parte de la tecnología de Star Wars, debido a que contravienen practicamente todas las leyes de la física, ha llegado el momento de vuestra revancha.

Un grupo de científicos del MIT (Massachusetts Institute of Technology) y de la Universidad de Harvard han anunciado que han encontrado la forma de hacer que los sables de luz sean posibles. Aunque ha sido de chiripa y por accidente, eso sí.

Al parecer el grupo de sabios habría estado trabajando con fotones, partículas de menor masa que producen la luz, para que puedan interactuar con otros elementos, muy a pesar de que se creía inviable hasta ahora. De hecho, este principio se basa en los efectos vistos en espectáculos de luces, en los que dos haces chocan entre sí, creando una reacción inesperada.

Así, los miembros del MIT Center for Ultra Cold Atoms habrían logrado que los fotones interactuasen entre sí, creando moléculas más pesadas y densas. Esto a su vez permitiría crea un haz de luz limitada, capaz de cortar como un láser, que era una de las pegas por las que un sable de luz era inviable hasta el momento.

El profesor de Física del MIT Vladan Vuletic, a este respecto señala que: 

“Durante muchos años ha sido como un sueño el conseguir que los fotones de dos rayos de luz pudieran interactuar entre sí. Pero en este experimento, hemos empleado rayos de luz y los hemos hecho chocar en seis posiciones distintas hasta lograr, por fin, que los rayos de luz puedan enfriar los átomos”.

Sin embargo, los expertos del MIT aún advierten que la tecnología posible para construir el elegante arma de los caballeros Jedi aún está lejos de poder desarrollarse tal y como la conocemos de las películas. De hecho, el uso de este descubrimiento no tendrá un fin armamentístico en principio, sino que se utilizará en estudios sobre computación cuántica, que se basa en nuevos tipos de algoritmos matemáticos, muy superiores a los que permiten los actuales computadores.

Fuente: The Guardian / ABC

Ir a la ficha Añade tu crítica