E3 2013: The PlayRoom muestra sus posibilidades

La cámara de PS4 y el DualShock 4 ofrecen en The PlayRoom experiencias de juego de realidad aumentada donde el usuario podrá interactuar y reflejar sus acciones en pantalla.

Las novedades del DualShock 4 y la PS4 Eye ya se conocen. En este E3 2013, Sony ha enseñado el primer producto donde se explotan sus prestaciones. Se trata de The PlayRoom aunque de momento se desconoce si será un producto de serie de PlayStation 4 o un juego en edición física o digital.

Con The PlayRoom podemos experimentar con la PS4 Eye y el DualShock 4. Primero, se puede acceder a un menú de realidad aumentada. Para ello, la barra luminosa azul del DualShock 4 es detectada por la cámara PS4 Eye permitiendo aumentos holográficos que se proyectan en pantalla desde la barra luminosa del mando. Para desplazarnos por este menú, utilizamos el panel táctil y seleccionamos cualquiera de las ventanas o aumentos.

Una de las actividades que podemos realizar con The PlayRoom es llamar a un apodado 'genio de la ciencia ficción' llamado Asobi. Si se frota el panel táctil del DualShock 4 (como si fuera una lámpara mágica) tendremos a este personaje en pantalla. Asobi es un robot volador que nos reconoce tanto a nosotros como al resto de personas que estén en la sala. Al tratarse de un prototipo, Asobi experimenta cambios de humor inesperados en función de cómo lo tratamos.

Como experiencia de juego novedosa, si jugamos dos personas con dos DualShock 4 en The PlayRoom podemos acceder a un juego de hockey de mesa a vista aérea y aspecto visual holográfico. Es decir, veremos en pantalla recreado el campo de juego al mismo tiempo que nos vemos a nosotros jugando de fondo. Cada jugador con su DualShock 4 mediante el sensor de movimiento puede estirar, torcer o doblar su mitad del campo (roja o azul) para intentar sacar ventaja frente a su contrincante. Para mover la pala y golpear la pelota utilizamos el panel táctil del mando.

Otro juego de The PlayRoom es la posibilidad de interactuar con un grupo de pequeños robots al más puro estilo EyePet. En nuestra pantalla vemos una cápsula que con un rayo de luz transporta a las diminutas máquina al mismísimo interior del DualShock 4 como si fuera su casa. Cuando esto ocurre, tenemos la ilusión táctil de que realmente el mando se está llenando de robots revoltosos.

En pantalla vemos a los robots dentro del DualShock 4. Podemos interactuar con ellos: por ejemplo, si tapamos la barra luminosa azul los robots se quedarán a oscuras y con un toque al panel táctil encendemos una luz alternativa. Con el sensor de movimiento, si agitamos el mando los robots vivirán un auténtico terremoto. El interior del DualShock 4 es su casa y nosotros tenemos el control sobre ella. También podemos sacarlos fuera y jugar con ellos como si estuvieran en la sala.

Estas con algunas de las opciones que ofrece The PlayRoom para que saquemos partido a PS4 Eye y al DualShock 4. Os dejamos el trailer presentado en el E3 2013 para que entendáis mejor las funciones de interacción que ofrecen. ¿Jugamos?