E3: Las claves de Binary Domain

Binary Domain nos llevará a un futuro en el que Japón y Estados Unidos compiten en una peculiar carrera: la armamentística. Pero no estamos hablando de cualquier tipo de arsenal militar, sino de enormes y devastadores robots capaces de poner en jaque a cualquier nación. Suena bien, ¿verdad?

En el juego, que se desarrolla en un Japón asediado por los robots, encarnaremos a un mercenario que liderara un pequeño grupo de salvadores anónimos. Podremos escoger personalmente a nuestros compañeros y darles órdenes por sencillos comandos de voz gracias a Kinect o unos headset, lo que acaba convirtiéndose en una experiencia de juego muy dinámica e interesante.

Ahora bien, no siempre responderán a nuestras órdenes, y es que dependerá completamente del grado de confianza que tengan en nosotros. La confianza crece o aumenta según las acciones y elecciones que hagamos en momentos clave de la trama, así que deberemos tener mucho cuidado con qué hacemos.

Nos encontraremos con localizaciones reales y reconocibles de Japón. ¿A quién no le gustaría luchar contra hordas de robots en el mismísimo Shibuya? ¡Pues con Binary Domain podremos realizar ese extraño sueño!