EEUU: Mars Attacks Vs. Los Cazafantasmas

Hoy os traemos el cruce de caminos que enfrenta a dos franquicias tan dispares como imposibles de casar. Y que, sin embargo y para nuestra sorpresa, funciona casi como la seda.

No, no es el Día de la Broma Friki,  vamos en serio. De hecho tampoco se trata de una novedad al uso, porque el cómic en cuestión salió hará cosa de 7 días en Estados Unidos, pero creemos que os haría gracia saberlo. Y es que los amigos de IDW, que son unos cachondos mentales, han decidido juntar a dos de sus franquicias en una mezcla tan rara como explosiva: ¡¡Los Cazafantasmas y Mars Attacks!!

El resultado lo podéis ver en las imagenes más abajo. En ellas comprobamos qué sale de este experimento de juntar a los grimosos marcianitos que creó Tim Burton con nuestros amigos neoyorkinos, en su look más cartoon: Una historia única y atemporal que puede leerse de forma completamente independiente a sus respectivas colecciones.

Porque, no sé si ya lo sabriais, pero si no es así os lo contamos. IDW publica en EEUU cómics de casi todas las franquicias raras basadas en cine y series de CI-FI: Doctor Who, Transformers, Star Trek, Cazafantasmas y, por supuesto, Mars Attacks. De hecho, el presente one-shot (número único) se enmarca con un ciclo de cross-over en el cual los editores se dedican a enfrentar a los marcianos con el resto de sus colecciones de forma independiente: Transformers, KISS, ¡e incluso Popeye!

Pero, diréis: "¿Cómo es posible que los pongan juntos si no pegan ni con cola?" La respuesta a esa cuestión la tiene el guionista de este número especial, Erik Burnham, quien recurre al truco de poner a los invasores en otro papel diferente al habitual: los lleva al terreno de Egon y sus chicos. De hecho, nada más empezar el cómic los aliens palman cuando su platillo se estrella en una granja. Y como resultado del accidente, vuelven en forma de fantasmas. Y claro, el granjero se pregunta a quién va a llamar para encargarse de estos visitantes de ultratumba. ¡Pues a los cazafantasmas, hombre! Y a partir de ahí. ya podéis ir imaginando las consecuencias.

Como opinión personal, aunque no se trata del cómic más genial de IDW,  leerlo resulta tan divertido como hilarante. Por eso, si estáis interesados en él, os recomendamos que echéis un vistazo en Amazon o habléis con vuestra tienda especializada. Lo mismo, con suerte, aún podéis adquirirlo. Ah, y su precio viene a ser unos 3.99 dólares. ¡De nada!