¿El ocaso del imperio japonés?

Empieza a ser habitual que Keiji Inafune saque la lengua a pasear y no deje títere con cabeza. La verdad, es que le ocurre como a Mourinho con los periódicos y radios deportivas: que se merece una sección fija por la cantidad de titulares jugosos que deja en sus declaraciones.

Pues bien, tras poner verde a Capcom, reconocer que odia su trabajo y confirmar finalmente que deja la compañía que tantas alegrías le ha dado, va y suelta que "los creadores japoneses se están echando a perder". ¿Y por qué ocurre esto? Pues Keiji lo explica con mucha crudeza en una entrevista al portal 4gamer: "los creadores japoneses han dejado de ser creadores y se han convertido en asalariados al servicio de empresas que les garantizan el trabajo de por vida".

Pero como viene siendo costumbre, Keiji no se para nunca en barras y sigue su particular visión del panorama de la programación japonesa: "da igual lo mal que hayan trabajado o si el resultado es que el juego que han hecho no es un éxito, al final el mes que viene cobrarán su salario".

Leyendo estas cosas, parece claro que Keiji Inafune (creador de los Mega Man, Dead Rising y Resident Evil, entre otros, no lo olvidemos) tendrá que emigrar de Japón para buscarse la vida, porque en su país natal deben haberse cerrado todas las puertas de golpe. ¿No os parece?