Encuesta: Reservas sí, premios extra no

Los premios con las reservas son una tendencia creciente pero de doble filo, sobre todo si hablamos de contenido in-game. Aquí está vuestra opinión al respecto.

La industria de los videojuegos, como cualquier sector económico, comienza a sufrir los daños de la crisis económica tras su considerable crecimiento de los últimos años. Para capear el temporal, las editoras buscan formas de que se producto llame la atención del cliente y ponga a su título por delante de los demás. De entre las últimas tendencias de márketing, una de las más destacables es la oferta de premios, bonus y todo tipo de extras al reservar un juego.

De entre los tipo de campañas, las más dañinas para el usuario final son aquellas que ofrecen contenido extra digital para el propio juego, ya que una pieza de merchandising o coleccionismo, como los visores y póster de GTA 5, siempre es bien agradecida por los más fans, sin embargo, limitar (o incluso recortar) contenido propio del juego solo para aquellos que precompren el título pueden generar gran descontento. Como ejemplos cercanos, tenemos el caso de Gears of War Judgment, cuya reserva otorga a los jugadores la descarga del Hammerburst clásico, o los skins para el multijugador de God of War Ascension.

En HobbyConsolas.com queremos saber vuestra opinión directa sobre todos los temas respectivos al inmenso mundo de los videojuegos, y aquí está vuestra crítica hacia este tema, pues un 38% (561 lectores) de los encuestados están en contra de este tipo de maniobras comerciales que provocan la llegada de ‘juegos incompletos’ (sin entrar en el polémico tema de los DLC), alegando a que el contenido extra debería venir en todas las copias.

En segundo lugar, 421 encuestados tienen en cuenta los bonus para decantarse por la reserva de un juego o no. Puede que ésta debería ser la tendencia más lógica, y lo demuestra superando al 21% de los encuestados, que sin duda están a favor de los premios ya que, además de asegurar la copia de sus juegos favoritos, reciben ‘compensaciones adicionales’.

Finalmente, casi 200 de nuestros lectores (un 13%) tiene claro que si reserva un juego es porque les gusta y se lo van a comprar sí o sí de lanzmiento, independientemente de los ‘caramelos’ que le pueda ofrecer su distribuidora con afán de asegurarse más ventas. Sin duda alguna, cuidar al cliente debería ser una costumbre y no una excepción en cualquier mercado. Los datos apuntan a un ‘descontento comercial’ mayoritario en nuestro país (sobre todo en consolas, que todo sea dicho) que sin duda esperamos sea rectificado con el tiempo.

¿Y tú en qué 'bando' te encuentras? ¿Estás a favor, en contra o te son indiferentes los premios con las reservas? Sea por el motivo que sea, la posibilidad tradicional de reservar un juego siempre es de agradecer, aunque con tanto juegazo que sale este año tendremos que elegir muy bien cuales precomprar.