Hacktivistas y espías del gobierno inspiraron Watch Dogs

Ubisoft Montreal explica que con Watch Dogs intentan retratar la realidad de nuestro tiempo, las nuevas amenazas y oportunidades de un mundo conectado, y la relación de los ciudadanos con la tecnología.

En una entrevista a Colin Graham, de Ubisoft Montreal, este desarrollador ha explicado algunas cosas muy interesantes que han inspirado las ideas principales de Watch Dogs. Este ambicioso juego, que verá la luz en unos meses, nos pone en la piel de un personaje capaz de hackear y controlar todo tipo de sistemas electrónicos y dispositivos a lo largo de Chicago.

"La gente debería cuestionar la tecnología y su relación con ella", asegura. "Cuanto más nos exponemos en el mundo online, más fácil es ser explotados en él, y mucha gente está completamente ciega ante lo rápido que está cambiando el mundo".

"En la civilización moderna, nadie está fuera del alcance de la tecnolgía. Tendemos a aferrarnos a un sentimiento artificial de seguridad. PRISM, el programa de espionaje masivo de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (filtrado por Edward Snowden), es una fuerte llamada de atención para que reexaminemos nuestra relación con los dispositivos y servicios que usamos habitualmente".

Además, también se han inspirado en organizaciones que tratan de utilizar estos nuevos medios para desafiar al orden establecido. "Nos inspiran tanto Anonymous como los hackers gubernamentales y las historias de espionaje corporativo, pero decidimos crear facciones ficticias para el juego".

"Como personas creativas, es importante observar el mundo a nuestro alrededor y expresar lo que significa para nosotros a través de nuestro trabajo", concluye Graham.