Juego de Tronos - Los extras denuncian la mala situación laboral

Juego de Tronos  - Promo temporada 1

Un grupo de extras que participan en el rodaje de la séptima temporada de Juego de Tronos en Malpartida, Cáceres, han denunciado la mala condición laboral.

El rodaje de la séptima y penúltima temporada de Juego de Tronos está siendo de lo más comentado y no sólo por la cantidad de filtraciones que está sufriendo. La serie producida por la HBO se encuentra desde hace varios meses filmando en diferentes puntos de nuestra geografía de las que hemos visto toda clase de imágenes. Ahora además de filtraciones se encuentran ante una pequeña rebelión que podría desencadenar en una querella judicial. Un grupo de extras de la localidad de Malpartida, Cáceres, han denunciado lo que consideran son unas nefastas condiciones laborales.

El pasado viernes se inició una investigación de la Inspección de Trabajo a la compañía ModExpor, con sede en Málaga, para verificar esta denuncia que alega largas jornadas de trabajo en el que las horas extras no se pagan, la falta de descansos o las comidas mal organizadas entre otras cosas. Según recoge el diario Expansión, el Alcalde de Malpartida, Alfredo Aguilera, está preocupado ante las quejas y ha pedido que “se trate a todos con los mismos derechos” y que los afectados sean “compensados”.

Ver galería

 

Voz Pópuli ha recogido las quejas de los extras que dicen que la compañía reparte el cátering mientras se está trabajando, y estas son interrumpidas en varias ocasiones antes de acabarlas para ponerse a rodar sin previo aviso; no remuneran las horas extras que se invierten, ni las horas que se usan para las pruebas de vestuario. "La productora alega que el inicio de la jornada se establece cuando comienza el rodaje, y no cuando los trabajadores son citados en la nave de la empresa para el proceso de vestuario y caracterización, una convocatoria que puede darse incluso cuatro horas antes del rodaje", explica uno de los extras.