Kinect sí será necesario en Xbox One

Xbox One traerá empaquetado consigo la nueva versión de la cámara desarrollada por Microsoft, Kinect.

Uno de los rumores que más posibilidades tenía de llegar a cumplirse fue confirmado durante la presentación de Xbox One de ayer, hablamos del de la aparición de una nueva versión de Kinect, la exitosa cámara desarrollada por Microsoft que nos permite convertirnos en el mando de control y transmitir nuestra voz y movimientos a lo que se muestra en pantalla.

El nuevo Kinect (que mantiene su nombre original, a pesar de ser una versión más avanzada) nos deleitará con su cámara HD 1080p capaz de capturar vídeo a una velocidad de 30 frames por segundo, de recrear nuestros movimientos casi a la perfección con su nuevo sistema de infrarrojos y de entender nuestra voz a pesar del ruido ambiente, estará incluido en todas y cada una de las cajas de Xbox One, es decir, el uso de Kinect será esencial a la hora de disfrutar de nuestra consola de siguiente generación.

Como ya vimos en la presentación de ayer, gracias al nuevo Kinect podremos realizar infinidad de actividades  y funciones que, de otra manera, serían impensables (al menos no de la forma para la que están pensadas). Bien es cierto que tampoco hace nada que no hayamos visto ya, incluso con la actual versión de Kinect, pero desde luego será un complemento de lo más interesante, sobre todo si los desarrolladores consiguen complementarlo bien con cualquier tipo de juego para XO, emplee mando o no.

Por otra parte, Microsoft ha anunciado que esta nueva versión de Kinect verá la luz en Windows en los meses siguientes al lanzamiento oficial de Xbox One.