Microsoft a Blizzard: "los 900p en Diablo III eran inaceptables"

Durante la fase de desarrollo de Diablo III para Xbox One Microsoft tenía muy clara que la resolución del juego de Blizzard tenía que ser de 1080p y no aceptó que inicialmente se barajara la posibilidad de soportar solo 900p.

Las resoluciones siguen dando que hablar y el último afectado ha sido Diablo III (que hoy recibe su Ultimate Evil Edition). Microsoft quería que el juego de Blizzard soportase la máxima resolución en Xbox One y consideraba "inaceptable" que corriese a 900p por lo que directamente echó una mano a Blizzard para conseguir un mejor resultado final. Como ya os contamos anteriormente, se intentó rebajar la resolución para que el rendimiento de Diablo III en la consola de Microsoft fuera el correcto, pero ahora sabemos más detalles de cómo consiguieron alcanzar los ansiados 1080p.

John Hight, director del juego, declara que "hicimos el juego para que funcionase a 1080p pero no conseguimos un frame-rate estable". Explica que Diablo III es "un juego con muchísima acción" y más con el multijugador de hasta 4 jugador, donde no querían que la experiencia de juego se viera resentida por temas de resolución.

Microsoft, al no estar contenta con la decisión de rebajar la resolución, instó a Blizzard a que volviera a trabajar en conseguir los 1080p. "Nos pareció un reto desde el principio" dice Hight que, después de la negativa de Microsoft, comenzó a trabajar conjuntamente con ellos para conseguir el objetivo.

"Nos dieron una actualización del código para poder llegar a 1080p" explica. ¿Por qué no harán esto con todos los juegos? Microsoft no podía permitir que Diablo III se sumase a la lista de juego que en PS4 funcionan a 1080p y en Xbox One no, y finalmente ha conseguido su propósito.

Se comenta que la actualización del código se trataba del aumento de potencia de Xbox One sin utilizar Kinect y que permitía explotar un 10% más de potencia en la consola de nueva generación. Diablo III Ultimate Evil Edition confirma así que se verá a 1080p y 60fps, un espectáculo visual asegurado.