Microsoft se compromete a lanzar Xbox One en Japón el 2014

Microsoft Japón no baja los brazos y asegura que Xbox One llegará a Japón durante el 2014, teniendo algún que otro as bajo la manga para meterse en el bolsillo al público nipón. Aunque en estos momentos todo sea alegría en lo que respecta a la nueva generación de consolas en occidente, no podemos olvidar que todavía ni PlayStation 4 ni Xbox One se han asomado a uno de los mercados más importantes del mundo como es Japón, país de dos de las tres grandes compañías actuales del mundo de los videojuegos. En ambos casos harán acto de presencia a principios de 2014, y el motivo de este retraso, a grandes rasgos, viene definido por la falta de juegos orientado a dicho público.El problema en lo que a Microsoft respecta es que, a diferencia de Sony, su catálogo (más allá de un par de exclusivas de Xbox 360 como Blue Dragon y Lost Odyssey) nunca ha interesado al público nipón, siendo la antecesora de Xbox One una de las consolas que más ha pasado desapercibida por esas tierras y teniendo XO muchas papeletas de repetir la misma fortuna.Aun así, Microsoft Japan tiene fe, y ha vuelto a hacer hincapié, esta vez en palabras de uno de sus máximos dirigentes, Takashi Sensui, durante la celebración del quinto año de la vertiente oriental del estudio, de que están comprometidos con el lanzamiento de Xbox One en Japón el año que viene, desmintiendo así algunos rumores que daban a entender que Microsoft había optado por ignorar dicho mercado al considerarlo una causa perdida. A lo largo del año se han llevado a cabo algunos actos y declaraciones que nos han dejado claro que las intenciones están ahí, pero ahora sólo falta que lleguen a buen puerto. ¿Dejará Hironobu Sakaguchi de desarrollar juegos de surf para volver a exprimir la magia que reside en Mistwalker en forma de un nuevo JRPG que consiga que Xbox One sea aceptada en Japón? Crucemos los dedos.   

Aunque en estos momentos todo sea alegría en lo que respecta a la nueva generación de consolas en occidente, no podemos olvidar que todavía ni PlayStation 4 ni Xbox One se han asomado a uno de los mercados más importantes del mundo como es Japón, país de dos de las tres grandes compañías actuales del mundo de los videojuegos. En ambos casos harán acto de presencia a principios de 2014, y el motivo de este retraso, a grandes rasgos, viene definido por la falta de juegos orientado a dicho público.

El problema en lo que a Microsoft respecta es que, a diferencia de Sony, su catálogo (más allá de un par de exclusivas de Xbox 360 como Blue Dragon y Lost Odyssey) nunca ha interesado al público nipón, siendo la antecesora de Xbox One una de las consolas que más ha pasado desapercibida por esas tierras y teniendo XO muchas papeletas de repetir la misma fortuna.

Aun así, Microsoft Japan tiene fe, y ha vuelto a hacer hincapié, esta vez en palabras de uno de sus máximos dirigentes, Takashi Sensui, durante la celebración del quinto año de la vertiente oriental del estudio, de que están comprometidos con el lanzamiento de Xbox One en Japón el año que viene, desmintiendo así algunos rumores que daban a entender que Microsoft había optado por ignorar dicho mercado al considerarlo una causa perdida.

A lo largo del año se han llevado a cabo algunos actos y declaraciones que nos han dejado claro que las intenciones están ahí, pero ahora sólo falta que lleguen a buen puerto. ¿Dejará Hironobu Sakaguchi de desarrollar juegos de surf para volver a exprimir la magia que reside en Mistwalker en forma de un nuevo JRPG que consiga que Xbox One sea aceptada en Japón? Crucemos los dedos.