MyGamerCard se despide tristemente

Conseguir logros en Xbox 360, Games for Windows Live o Windows Phone 7 da una satisfacción personal que muchos usuarios ya no pueden dejar de lado. Llegar a los 1.000 de un juego normal suele significar que le hemos sacado todo el jugo, aunque haya algunos en los que podamos seguir después durante años. Pero, ¿qué es de este tipo de cosas si no se lo podemos contar a los demás?

MyGamerCard surgió precisamente para que los millones de usuarios de Xbox Live pudieran poner sus registros a la vista de todo el mundo. Según dicen las cifras oficiales, más de seis millones de usuarios usaban este servicio ajeno a Microsoft, pero con el consentimiento de los responsables de Xbox. Más de 14 millones de peticiones se servían cada día desde los servidores de Morgon, que es a quien se le ocurrió poner en marcha este sistema gratuito de firmas.

Dedimos usaban, porque ya no es posible acceder a las fichas de usuarios de Xbox Live que han alimentado millones de firmas. Si alguno no se lo cree, que mire algún mensaje de los foros en los que la tuviera activada... Los motivos parecen tanto económicos como de la tan traída ilusión perdida. A Morgon ya no le llegaban las ganas de invertir dinero en algo que, según comenta, a Microsoft les daba igual. El programa Xbox Community Developer Program se ha visto afectado por los recortes en soporte para iniciativas de este tipo y comunidades online de la consola. Así que, MyGamerCard se ha terminado.

¿Qué hacía exactamente este servicio? Pues, con el consentimiento de Microsoft, recogía datos públicos de los usuarios, como su gamertag, los logros y juegos recientes o el avatar y proporcionaba diversos diseños que se podían usar como firmas. En ellos resultaba muy sencillo ver los progresos de un jugador y mostrarlos al resto de usuarios. Algo que ya formaba parte de páginas web, comunidades, clanes y muchos foros en los que MyGamerCard era el favorito para las firmas. Además, era gratis, como obligaban las normas impuestas por Microsoft.

Desde aquí, sólo podemos pedir que sea una broma del April Fool's day... aunque para el 1 de abril aún quedan unos días.