Nintendo cierra su peor año financiero

Nintendo ha comunicado pérdidas por valor de 43.200 millones de yenes en el último año, configurándose su peor ejercicio fiscal hasta la fecha.

Nintendo cerró el año fiscal de 2012 perdiendo 43.200 millones de yenes (531,1 millones de dólares), cifra aún con todo inferior a lo inicialmente predicho gracias a la fortaleza de Nintendo 3DS en la mayoría de territorios. 


Las ventas del gigante nipón sumaron 647.000 millones de yenes (7.970 millones de dólares), lo que supone un descenso del 36,2% respecto a los datos del año anterior. Por plataformas, Nintendo 3DS vendió 13,53 millones de consolas y 36 millones juegos (actualmente 17,13 y 45,4 millones respectivamente). 


En lo que a Nintendo DS respecta, sus versiones original, LITE, DSi y DSi XL vendieron 5,1 millones de consolas y 60,82 millones de juegos. Considerando toda su vida comercial, hablamos de 151,52 millones de máquinas Nintendo DS y 900,31 millones de juegos vendidos.


Wii confirmó su debilidad al vender 9,84 millones de consolas en el último año fiscal y 102,37 millones de juegos, sumando 95,85 millones de máquinas y 818,46 millones de juegos vendidos en todo el mundo desde su lanzamiento en 2006.

Nintendo espera mejorar sus resultados de cara al año fiscal de 2013, al reducirse el coste de fabricación de Nintendo 3DS y por consiguiente empezar a ganar dinero con la portátil. Ocurriría en torno a septiembre, predicen los de Kyoto, quienes aún no se han recuperado del drástico recorte de precio que se produjese el pasado agosto.


La predicción habla de 18,5 millones de 3DS y 73 millones de juegos vendidos en los próximos 12 meses, gracias a nuevos títulos como New Super Mario Bros 2, Animal Crossing, Mario Tennis Open o Brain Age, sin olvidar el tirón que aún tienen títulos como Super Mario 3D Land o Mario Kart 7.