Noé podría ser censurada por incumplir la Ley Islámica

Noé, la nueva cinta dirigida por Darren Aronosfsky (Cisne negro), no deja de encontrarse escollos en su camino incluso antes de ser estrenada. Ahora censores islámicos pretenden prohibir su exhibición. Noé tendrá que luchar contra nuevas tempestades...

El pobre Darren Aronofsky no debe ganar para aspirinas a juzgar por los dolores de cabeza que le debe estar provocando la difusión de su última película: Noé. La cinta, que ha contado con un presupuesto de 130 millones de dólares, no solo se ha enfrentado a graves problemas en su fase final de montaje, sino que ahora también encuentra la oposición de los censores islámicos.

Determinados países de Oriente Medio podrían tratar de impedir el estreno de Noé en su territorio por contradecir la Ley Islámica, que prohibe la representación de los profetas. Aunque la primera institución religiosa en lanzarse al ruedo ha sido la egipcia Al Azhar, otros países como Catar, Baréin o los Emiratos Árabes Unidos han secundado esta postura y han declarado que no dejarán que la película se estrene por contradecir las enseñanzas del Islam.

El director ha contestado a esta polémica declarando que "la controversia tiene que ver con lo desconocido y sobre el miedo a la gente que trata de explotar una historia de la BibliaTodo ello va a desaparecer tan pronto como la gente comience a ver la película".

Y es que tiene claro que su público objetivo seguramente no será el de corte religioso: "Estoy más interesado por conseguir que los no creyentes o las personas que son menos religiosas vayan al cine. Mucha gente está pensando: 'Oh, no quiero ir a ver una película de la Biblia', pero hemos sacudido completamente todas las expectativas y la gente lo verá tan pronto como se sienten y vean la película".

Lo cierto es que Noé, cuyo tráiler podéis ver aquí, aspira a ser un éxito comercial ya que cuenta con un reparto estupendo encabezado por Russell Crowe y plagado de un buen número de estrellas entre las que destacan Jennifer Connelly, Emma Watson, Saoirse Ronan, Ray Winstone, Logan Lerman y Anthony Hopkins.

El estreno de está previsto para el 4 de abril en nuestro país y será entonces cuando veremos el resultado en taquilla. Posteriormente es más que probable que el director se tome un respiro, tal y como anunció al final de sus declaraciones. No me extraña...