Novedades sobre el remake de Hellraiser

Pinhead, un icono del cine de terror, regresa a la gran pantalla y ni más ni menos que de la mano de su creador Clive Barker que se ocupará del remake de Hellraiser.

Ocho años lleva en marcha el remake de Hellraiser, lo que ha supuesto sin lugar a dudas un buen quebradero de cabeza para Dimension Films, que no conseguía hacerse con un director ni un equipo de guionistas para sacarlo adelante. 

Aunque Patrick Lussier y Todd Farmer fueron los últimos nombres asociados al proyecto, hemos podido saber que será Clive Barker, el escritor de la novela original y creador de la saga (que cuenta con hasta 9 títulos entre 1987 y 2011), quien se encargará de volver a reinventar a Pinhead para la gran pantalla.

Lo ha comunicado a través de su cuenta en la red social Facebook: "¡Hola desde el infierno! Amigos míos, tengo noticias que puede que os interesen. Hace unas semanas tuve un encuentro bastante productivo con Bob Weinstein, de Dimension Films, al cual le conté mi visión del remake de Hellraiser. Mi idea de regresar al film original y contar la historia manteniendo la estructura y los primeros diseños desde un punto de vista más oscuro le resultó atractiva a Dimension. Hoy, he sido oficialmente invitado a escribir el guión. ¿Qué más os puedo decir?"

Pero sí, ha dicho más y aquí viene lo mejor: "No será una película cargada de CGI. Sigo siendo tan apasionado de los efectos prácticos de maquillaje como lo era cuando escribí y dirigí la primera Hellraiser. Por supuesto, el mejor maquillaje del mundo pierde fuerza si no lo lleva un actor famoso. Les dije al equipo de Dimension que nunca habrá un Pinhead como Doug Bradley y Bob Weinstein, a regañadientes, estuvo de acuerdo conmigo. Una vez se firmen los papeles, abriré la Caja de Lemarchand y empezaré a escribir".

Recordemos que Doug Bradley ha encarnado a Pinhead durante toda la saga a excepción del noveno capítulo, de modo que se conservará la esencia del personaje respetando incluso a su actor original. Además, y contestando a sus fans, Barker ha anunciado que la película tendrá una calificación R (para mayores de 18 años) y que tras este proyecto escribirá otro original que intentará dirigir en el que se unan horror y contenidos eróticos, ahora sí, ¿quién da más?