La nube potenciará un 600% la IA en Forza Motorsport 5

Un responsable de Turn 10 Studios asegura que la tecnología de procesado en la nube de Xbox One permitirá aumentar, hasta en un 600%, la Inteligencia Artificial de los rivales en Forza Motorsport 5.

No son pocas las ocasiones en las que hemos hablado de la capacidad de procesado en la nube que incluirá Xbox One, y que según muchos desarrolladores permitirá -entre otras cosas- 'desahogar' de trabajo a la consola a la hora a representar diferentes elementos en pantalla.

Uno de los primeros juegos que aprovechará esta tecnología de forma muy eficiente será Forza Motorsport 5, cuyo director creativo, Dan Greenawalt, acaba de asegurar que el 'cloud computing' permitirá al título de Turn 10 aumentar hasta en un 600% la Inteligencia Artificial de los rivales controlados por la CPU.

Según ha explicado Greenawalt, Forza 5 incluirá una característica exclusiva llamada Drivatar, que se encargará de analizar el comportamiento de todos los jugadores de carne y hueso para incluir posteriormente una enorme cantidad de variantes en las carreras offline:

"Poseer una red neurológica de aprendizaje a tiempo real basada en la nube nos permite liberar a la consola de las tareas de cálculo de IA, por lo que si antes dedicábamos un 10% o 20% de la potencia total de la máquina a este cometido, ahora podemos evitarlo y aprovechar así todo su hardware para mejorar los gráficos, el sonido u otros elementos".

"Gracias a la nube es posible pasar de ese reducido porcentaje dedicado a la Inteligencia Artificial e incrementarlo hasta un 600%, y -además- centrar todo el potencial de Xbox One en ofrecer mejores gráficos. Todo ello en una consola que es mucho más potente que cualquier otra con la que hayamos trabajado anteriormente".

En fin, no sabemos si hablar de un 600% de incremento en la capacidad de procesado de IA es ser un tanto optimista, pero lo que está claro es que, sobre el papel, las posibilidades de 'cloud computing' que incluirá Xbox One ampliarán aún más el impresionante rendimiento que ofrecerá la consola 'next-gen' de Microsoft.