¿Por qué los videojuegos nos hacen más inteligentes?

Varios estudios han dedicado sus esfuerzos en comprobar de una forma demostrable los beneficios que producen jugar a los videojuegos. A continuación, os contamos en qué nos ayudan.

¿Cuántas veces os han dicho vuestros padres que dejaséis la consola y os pusieráis a
hacer algo mejor? Un millón de veces, ¿verdad? Pues sabed que a pesar de lo que pueda parecer, los juegos no son un simple entretenimiento como la mayoría piensan, también nos ayudan a desarrollar diferentes aspectos de nuestra inteligencia y si no, echad un vistazo.

Resolución de problemas

Según ABC News, jugar con los videojuegos mejora un tipo de razonamiento llamado
inteligencia fluida, es decir, la capacidad para resolver problemas cotidianos de una
manera eficiente y rápida.

Para James Paul Gee, de la Universidad de Wisconsin, nos permiten encontrar nuevas formas de superar los obstáculos y por tanto, nos hace más inteligentes. Además, según un estudio realizado en la Universidad de Rochester, aquellos participantes que jugaban habitualmente a videojuegos obtuvieron una puntuación un 13% superior en una prueba en la que tenían que contar el número de X que aparecian en la pantalla durante un corto período de tiempo.

Mejoran los tiempos de reacción

De acuerdo con Science Daily, los videojuegos nos otorgan beneficios en la mente

gracias a la flexibilidad cognitiva. Dicha característica no es estática, por lo que con el tiempo y a través del fortalecimiento de los procedimientos puede mejorar.

Los juegos son una manera de promover esa flexibilidad cognitiva. Sin embargo, el tipo
de juego
al que dediquemos nuestro tiempo será clave para ella. Aquellos que son más pasivos como por ejemplo Los Sims, son menos efectivos que otros que nos obligan a ejercitar el cerebro como por ejemplo StarCraft.

Ejercitan nuestro cerebro

Como hemos dicho en el punto anterior, el estilo del juego es un factor esencial. Por
eso, la Biblioteca Pública de la Ciencia llevó a cabo un experimento probando cinco
tipos de juego diferentes. Algunos eran simuladores de vida, otros eran de acción y
como no, también había juegos basados en la estrategia.

Después de meses de estudio llegaron a la conclusión que aquellos videojuegos con dosis de acción producen mejores resultados: "Las personas que habían jugado a un título de acción habían mejorado su capacidad para realizar un seguimiento de varios objetos en un corto espacio de tiempo, mientras que los jugadores de juegos de memoria aumentaron su agudeza visual."

Mejoran la coordinación

Un expemiento realizado sobre una muestra de 13 hombres de edades entre los 20 y los 30 años concluyó que aquellos menos experimentados mejoraron la zona de la corteza parietal del cerebro, relacionada con la coodinación mano-ojo. Mientras que aquellos que tenían que dedicaban más tiempo a jugar vieron mejorada la zona de la corteza prefontal, asociada a la actividad cognitiva compleja.

Así que, tras estos cuatro puntos que os hemos expuesto ya no hay ninguna razón para decir que los videojuegos no sólo nos divierten, sino que también ayudan a desarrollar nuestro cerebro, ¿en qué aspectos creéis que os han ayudado los videojuegos?

Lecturas recomendadas