Rogue One - ¡Nuevo Death Trooper de Sideshow Collectibles!

Ver galería

Los Death Trooper son solo una de las nuevas clases de soldados imperiales que podremos ver en Rogue One - Una historia de Star Wars . Este es un motivo suficiente como para que Sideshow Collectibles lance al mercado su estatua Premium Format.

Desde que empezamos a ver imágenes de Rogue One - Una historia de Star Wars los Death Troopers han sido una constante en cada tanda de información que ha ido llegado. Y aunque todavía quedan unas semanas para que se celebre el Rogue Friday, Sideshow Collectibles ha querido abrir su propia lata de las novedades con la estatua Premium Format de estos temibles Death Trooper. La gama Premium Format, para los que no la conozcáis, es una de las lineas de estatuas de mas calidad y detalle que hay ahora mismo en el mercado.

Las fuerzas imperiales siempre han sido uno de los mejores reclamos para los fans, en Sideshow lo saben y ese puede ser el motivo de elegir a estos Death Troopers para inagurar su linea de merchandise de Rogue One.  El nivel de parecido entre la estatua y las tropas del Director Krennic (Ben Mendelsohn) sera muy alto. La hombrera y la cartuchera de los hombros reproducen a la perfección los complementos que se han utilizado para el cine, y no hablemos del resto de la escultura. Como siempre, si decidís perder el miedo a las aduanas y haceros con el Death Trooper a través de la web de Sideshow Collectibles seréis recompensados con un rifle largo que no estará presente en las que lleguen a las tiendas.

Ver galería

Con un precio de 549 dólares, recordad que seguramente debido a diversos gastos pase los 600 euros, el Death Trooper Specialist de Rogue One - Una historia de Star Wars de Sideshow Collectibles será una autentica pieza de museo para todos los que se quieran hacer con ella. Antes de que la estatua llegue a las casas, primer trimestre de 2017, todos habremos visto Rogue One en el cine, y sabremos si estas tropas de élite del Imperio son tan letales como los trailers de la película de Gareth Edwards y esta estatua de Sideshow Collectibles nos prometen.