Rusia veta el rodaje de House of cards en las Naciones Unidas

La delegación rusa en la ONU ha bloqueado el rodaje del drama político en el Consejo de Seguridad de la ONU debido, según explican, a la necesidad de mantener la cámara disponible ante una posible crisis.

El drama político de Netflix House of cards levanta ampollas por su despiadado retrato de la política. Su protagonista, el político Frank Underwood al que da vida Kevin Spacey, es sin lugar a dudas el político más cruel y sanguinario de la televisión. Pero aunque estemos acostumbrados a verle superar a sus enemigos en cada batalla Rusia ha puesto freno a su imparable ascenso al poder.

La semana pasada los productores de House of cards solicitarron permiso para grabar dos capítulos de la tercera temporada en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Ante esta petición, y según contó la agenciad e noticias FP, la oficina del secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, recomendó al los 15 países del Consejo de Seguridad que, fuera del horario de trabajo del organismo, permitieran la grabación de la serie con el objetivo de concienciar al público sobre la organización. No obstante, la delegación rusa de las Naciones Unidas ha bloqueado la grabación por la necesidad, argumentan, de mantener la cámara disponible ante cualquier acontecimiento inesperado.


"Tras una profunda reflexión nos oponemos a la propuesta de grabación en el Consejo de Seguridad. Creemos que las dependencias del Consejo de Seguridad deberían estar disponibles en cualquier momento y en un plazo breve. Además, insistimos de nuevo en que las dependencias del Consejo de Seguridad no son un lugar apropiado para grabaciones, representaciones, etc", afirmó el diplomático ruso Mikael Agasandyan en un correo electrónico publicado por Foreign Policy .

Al parecer China también expresó sus reservas sobre la conveniencia de grabar una serie de televisión en el Consejo de Seguridad, pero se mostró dispuesta a considerar la petición siempre que los miembros del consejo tuvieran pudieran leer y aprobar los guiones antes del rodaje.

A pesar de la negativa rusa, House of cards podría terminar grabando en la sede de la ONU en Turtle Bay, Manhattan.

En lo que respecta a la serie, la decisión de Rusia de vetar el rodaje podría acabar con la posibilidad de que Frank Underwood o uno de sus lacayos ocupe un sitio en el Consejo de Seguridad, un organismo de vital importancia en la política internacional que en el último siglo ha puesto en marcha intervenciones militares desde Corea al Golfo Pérsico.

¿Os parece acertada la decisión? ¿Los motivos que aduce Rusia son suficientes para impedir el rodaje de la serie?