La SDK de diciembre mejora el rendimiento eSRAM de Xbox One

Microsoft sigue trabajando por conseguir hacer de Xbox One una consola mejor y con su última SDK han logrado mejorar el rendimiento de la eSRAM.

El próximo título de Techland ambientado en un mundo abierto plagado de zombies, Dying Light, confirmó hace unas semanas que funcionaría a una resolución de 1080p y 30 fotogramas por segundo en PlayStation 4 y Xbox One, pero lo que no sabíamos es que para lograrlo, el estudio estaba trabajando con la última versión SDK de Microsoft, algo que han confirmado recientemente y que nos ha permitido saber las mejoras que aporta a Xbox One.

Maciej Binkowski, diseñador jefe de Techland, realizó las siguientes declaraciones al respecto: "Usamos la última versión que se lanzó el 12 de diciembre. En términos de ventajas, lo principal es ver hasta qué punto se ha mejorado el control sobre la eSRAM."

"La nueva API nos permite hacer muchas más cosas con la eSRAM, algo que los desarrolladores siempre han querido hacer pero a lo que no podían acceder de una manera sencilla. Esto, junto con las nuevas herramientas (PIX) nos permitió mejorar el rendimiento y ajustar el uso de la eSRAM."

Para aquellos a los que no os suene, PIX es una manera de llamar a una herramienta software que controla el rendimiento de Xbox. Sirve para ayudar a los desarrolladores a analizar y depurar su código de  manera que puedan mejorar el rendimiento de las aplicaciones Direct3D.

Dying Light llegará el 30 de enero a PlayStation 4, Xbox One y PC, pero mientras esperamos podéis echar un vistazo a su cinemática de apertura, que os pondrá en situación de cara a lo que nos encontraremos cuando llegue el día de lanzamiento.