Sony patenta el uso compartido de la TV

Pues sí. Sony está empeñada en que nos pongamos gafas cuando jugamos con PS3. Ya sea para disfrutar de los juegos en 3D o, como en este caso, para poder jugar contra otro amigo en consolas separadas, pero en una sola televisión. ¿Cómo? Pues muy sencillo...

Básicamente, la patente de Sony permite conectar a un televisor varios aparatos a la vez y que distintos usuarios vean cosas diferentes en la misma pantalla. Así, como muestra el gráfico, tres usuarios pueden compartir en una misma tele una partida de PS3 o una película en Blu-Ray. O en esas noches de ¡Sálvame Deluxe!, dejar a tu madre que lo vea mientras tú y tu hermano os echáis unos FIFAS...

Lógicamente, las posibilidades que se abren son infinitas. Desde disfrutar con juegos distintos, películas, programas de TV o navegar por Internet, hasta partidas multijugador donde cada participante ve su perspectiva dentro del juego sin necesidad de recurrir al split-screen de toda la vida. Así sería una partida multijugador con una PS3 y una sola TV...

Lógicamente, para conseguir este resultado hay que ponerse gafas. Un dispositivo indispensable ya que ellas serán las encargadas de seleccionarnos el fotograma que podemos ver y de llevarnos el audio a través de unos pequeños cascos. Más o menos, el fundamento es el mismo que cuando se mira a una tele 3D aunque en esta ocasión, existe el problema añadido de que el otro jugador no puede ver lo que nosotros vemos...

Esta patente la registró Sony el pasado 15 de julio e, imaginamos, que no verá la luz hasta dentro de algún tiempo. Máxime cuando la propia compañía está enfrascada en intentar que todo bicho viviente se ponga unas gafas para disfrutar de PS3 en 3D. ¿Creéis que esta tecnología la llegaremos a ver algún día?

 

¿Creéis que existe algún ser humano capaz de sentarse a ver la tele con otros dos amigos y asimilar que ninguno está viendo lo mismo? ¿Imagináis el lío de risas, gritos y blasfemias que pueden lanzarse en un mismo sillón sin saber muy bien a qué se debe y por qué?