Unreal Engine 4, ¿así es la nueva generación?

Salen a la luz las primeras imágenes creadas con el motor Unreal 4 de Epic Games, un anticipo de lo que nos espera en PS4 y Xbox 720.

Epic Games ha dado el pistoletazo de salida a la carrera hacia la próxima generación de consolas desarrollando el motor Unreal 4. Aunque la primera demostración en público se realizó a puerta cerrada en la última Game Developers Conference de San Francisco, ha sido ahora cuando la revista norteamericana Wired ha detallado lo que 30 afortunados periodistas (no, lamentablemente yo no estaba entre ellos) pudieron ver allí.

La potencia del nuevo motor se pondrá de manifiesto a nivel visual en efectos de iluminación dinámica en tiempo real y de partículas, entre otros, que no están al alcance de las actuales consolas. La demo corría en tiempo real, y como maestro de ceremonias actuó Allan Williard, senior technical artist de Epic. El espectáculo comenzó con la secuencia de un demonio que escapaba de un castillo que se derrumbaba.

Viendo la imagen superior podemos comprobar que la pantalla estaba llena de fuego, rayos, chispas, etc., aunque tenemos que poner de nuestra parte para imaginar la destrucción del escenario que se aprecia en esta otra imagen.

A continuación, Williard usó una parte en la que jugaba con perspectiva en primera persona para mostrar las partículas que flotaban en el aire de una habitación oscura mientras movía una antorcha. En otra habitación, un orbe que rodaba por el suelo emitía un rayo que se reflejaba en unas esferas flotantes:

Pero se supone que los beneficiados por el nuevo motor de Epic no solo seremos los usuarios, que notaremos el salto en la calidad técnica de los juegos, sino también los propios programadores, que serán capaces de acelerar los tiempos de desarrollo de forma exponencial: Unreal 4 les permitirá ver en tiempo real los cambios que hagan al alterar los puntos de iluminación, por ejemplo, evitando procesos de renderización que se alargan durante horas hoy en día. Y lo mismo se puede aplicar a la forma en la que aplican los atributos y las propiedades a los objetos que aparecen en el escenario, un proceso tedioso anteriormente que se convierte en algo casi instantaneo gracias a una herramienta llamada Kismet 2.

La duda está ahora en si la potencia de las nuevas consolas será suficiente para manejar el motor Unreal 4. En palabras de Cliff Bleszinski, director de diseño de Epic y creador de la saga Gears of War, "en manos de Epic, y en particular de Tim Sweeney (CEO de la compañía), está el motivar a Sony y Microsoft para que no se queden cortos con sus próximas consolas. Tiene que producirse un gran salto adelante. Casi deben ser capaces de renderizar Avatar en tiempo real, porque lo quiero yo y lo quieren los jugones, aunque ellos no sepan que lo quieren".