Xbox One adelantará a PlayStation 4 en 2015 según analistas

El panorama de Xbox One ha cambiado rápidamente desde que Microsoft decidiera que empezará a venderla también sin Kinect. Ahora, analistas de mercado han asegurado que durante 2015, Xbox One adelantará en ventas a PlayStation 4 en Estados Unidos y Canadá.

Xbox One alzará el vuelo y adelantará en ventas a PlayStation 4 en 2015. O al menos eso es lo que dicen los analistas que confían en que la consola de Microsoft remonte durante el año que viene. Eso sí, según hemos podido leer en el medio Gameindustry International, esta remontada sólo ocurriría en Estados Unidos y Canadá. La razón por las que los analistas confían en que Xbox One empezará a vender mucho más en el mercado norteamericano es simple, desde el 9 de junio la consola de Microsoft se venderá sin Kinect al mismo precio que la de Sony.

El analista Lewis Ward opina que “este cambio puede ser suficiente para poner a Xbox One con una base superior a Playstation 4 en Estados Unidos y Canadá en 2015”. También tenemos que tener en cuenta que pese a confiar en que Xbox One remontará las ventas en estos territorios, los analistas no creen que logren una gran diferencia hasta 2016, siendo ese el año en el que Xbox One se empiece a desmarcar claramente en el mercado americano. Sobre esto, Lewis Ward añadía que aunque Xbox One adelante en ventas a PlayStation 4 en Estados Unidos y Canadá, seguirá siendo esta última la que tenga más unidades vendidas a finales de 2016.

No hay duda de que Xbox One empezará a vender más ahora que Microsoft ofrecerá la oportunidad de comprarla sin Kinect. Y si finalmente esto hace que aumente su potencia, seguramente suban aún más sus cifras. La batalla está servida, y parece que los mercados por regiones jugarán un papel muy importante en el devenir de ambas consolas. Que Xbox One ganará adeptos en su país de origen es casi un hecho, ahora habrá que ver si los usuarios centro y suramericanos, y los europeos y asiáticos dan su voto de confianza a Microsoft o si, como dicen los analistas, seguirán apostando por PlayStation 4. El E3 de este año puede jugar un papel muy importante en esto, y Microsoft confía en ofrecer un gran catálogo de juegos para las próximas navidades que ayudarán a mejorar sus ventas.