Xbox One Slim, sin unidad de disco (Blog)

Un rediseño de Xbox One sin unidad de Blu Ray podría ser el movimiento hacia el que apuntan las últimas decisiones de Microsoft, como el retraso de Scalebound o Tacoma, el hecho de que Quantum Break o Gears 4 salgan en PC y el juego online multiplataforma. 

Está claro que Microsoft se mueve en lo relativo a Xbox One, pero ¿hacia dónde? La compañía americana ha hecho públicas una serie de decisiones que nos dan pistas sobre el futuro de Xbox One a medio plazo. Y en mi opinión, ese futuro pasa por un rediseño de la consola, abandonando el formato físico. Explicaré mis conclusiones... y puede que en el próximo E3 veamos esa Xbox One Slim.  

Haremos un repaso histórico de los acontecimientos. En primer lugar, tenemos que tener en cuenta el anuncio de que Quantum Break saldrá también en PC. Y no sólo el juego desarrollado por Remedy, sino también otros títulos como Gears of War Ultimate Edition (ya disponible) o los grandes lanzamientos para lo que queda de año fiscal: Recore, Scalebound y el próximo Forza Motorsport ¿A qué responde esta pérdida de exclusividad? En mi opinión, la compañía de Redmond está construyendo una gran plataforma de juego online -da igual que se juegue a través de Windows 10 que en Xbox One-. Y las declaraciones de Phil Spencer también van por esta línea.

Puede que los retrasos del mismo Scalebound, de la aventura espacial Tacoma o la cancelación de Fable Legends respondan también a un control de calidad para adaptar todos estos títulos a una "plataforma universal online". Cuando aparezcan los dos primeros, presumiblemente en primavera de 2017, tendrán que ser jugables tanto en PC como en Xbox One (en el modelo original o -esto es una apuesta- el modelo slim, optimizado para el uso de Xbox Live y sólo compatible con juegos descargables). 

Por supuesto, hay más indicadores de que ésta podría ser la tendencia, como el hecho de que ya empiecen a liquidar los juegos de Xbox One en algunas tiendas y sobre todo el anuncio, ayer mismo, del juego online cruzado entre plataformas. En la Game Developers Conference, que comienza hoy, sabremos nuevos detalles de cómo va a funcionar este sistema. Pero "grosso modo" podemos concluir que se trata de un refuerzo más de este ecosistema online (tanto en consola como en PC). 

Para no perdernos, Microsoft quiere crear una comunidad de jugadores, que disfruten de los mismos juegos en PC y en consola. Parece que el paso más lógico es lanzar una nueva versión de la consola, que se ajuste a esta forma de jugar. Una consola más barata y con mayor capacidad de almacenamiento, ya que todos los juegos serían descargables (yo apuesto por el disco duro de 2Tb) y sin kinect. 

Es fácil imaginar que Xbox sea, en unos años, una plataforma de entretenimiento online como Netflix. Un servicio de juegos (descargados o por streaming) que podamos jugar en nuestro PC -puede que también a través de Smart TV y dispositivos móviles- y que por supuesto también se puedan jugar en la consola, en Xbox One Slim. Y esto no es nada malo. 

Lecturas recomendadas