Imagen de perfil de Paco Delgado
La opinión de
Paco Delgado

Microsoft, por favor, escucha (y III)

imagen por defecto contenido opinión

Games for Windows Live. Una tienda online. Soporte multijugador. Un medio para actualizar juegos de forma automática. Un sistema para interconectar cuentas de usuario entre Xbox Live y PC. Una marca con la que Microsoft quiere decir: “este es un juego con sello de calidad especial”. En definitiva, el sueño de todo jugador de PC.

La realidad es que en Games for Windows Live nada funciona como debería.

Games for Windows Live se lanzó a los pocos meses de aparecer Vista. La idea era que no sólo sirviera para dar soporte a algunas de esas funciones que, teóricamente, ya iban a estar integradas en el propio Sistema Operativo (el autoparcheado de los juegos, por ejemplo), pero la realidad es que tres años después tengo que estar convenciéndome de que me merece la pena comprarme un juego que incluya Games for Windows Live y que voy a ser capaz de aguantar sus incontables intrusiones en medio del juego y del propio Windows (lo que es ya la repanocha. Es como si un antivirus se identificara a sí mismo como un virus… aunque, espera, eso sí pasa con algunos antivirus, pero prefiero no dar nombres).

Games for Windows Live es lento. Pero puedo pasarlo por alto. Su matchmaking en multijugador es poco menos que nefasto. Pero puedo aguantarlo. Pero que Microsoft me lo venda como un sistema capaz de facilitarme la vida como jugador y sencillo de manejar, a imagen de Xbox Live, sí que no me lo trago.

Cualquier juego con el sello de Games for Windows Live debería aplicar algo parecido a lo que comentaba al comenzar estas líneas. Algo así como “este juego es la caña”, “no hay nada mejor para jugar que Games for Windows Live”, etc. Para empezar, crea un perfil de jugador, asócialo a un Gamertag y ponte a  jugar. Hasta aquí, perfecto. Pero a partir de ese momento, empiezan los problemas. Si quieres hacer un cambio en el perfil no puedes hacerlo desde el propio sistema de Games for Windows Live. Has de hacerlo desde dentro de cualquier juego asociado al sistema. Y no, ni siquiera puedes modificar el email al que asocias tu perfil de usuario desde el sistema. Muy práctico, ¿verdad?

Si arrancas un juego en sesión de Games for Windows Live, el sistema graba todas tus partidas en el perfil online y NO en el PC, a nivel local. O sea, que si quieres jugar offline (porque se te caiga la conexión a Internet, por ejemplo; o porque los servidores de Games for Windows Live  no funcionen, lo que no es nada raro, por cierto) no tendrás las partidas grabadas en tu PC, aunque hayas pasado cuatro horas seguidas jugando en él conectado a Games for Windows Live. Mola, ¿a que sí? O si compras un DLC para tus juegos a través de tu perfil online y luego intentas jugarlo offline, ¡sorpresa!, el contenido extra del DLC será inaccesible si no estás conectado. Todo son ventajas.

Eso te pasa, por ejemplo, con juegos como BioShock 2. Pero la cosa puede ser más retorcida incluso, con juegos que hasta tienen tres alternativas posibles (online, offline y fuera del sistema de Games for Windows Live) para grabar las partidas, en las que cada una de aquellas invalida el acceso a las partidas en las otras dos. Impresionante.

Pero es que hay más. Games for Windows Live sí parchea automáticamente. Pero a sí mismo a la vez que al juego. El problema es que no hay manera posible de escoger entre instalar actualizaciones o no. Si dices que no, simplemente no te deja jugar ni acceder a ese perfil donde tienes tus partidas, tus logros, etc. Sí, Steam también hace eso. La diferencia es que Steam funciona.

O sea que Games for Windows Live se actualiza y, entonces, puede quedarse colgado sin dar ningún mensaje de error. O puede que se te cuelgue el PC. Porque sí, todos sabemos que los ordenadores se cuelgan. Entonces, reza para que no te haya pillado el cuelgue en medio de una actualización de Games for Windows Live, porque es muy, muy, muy posible (es casi seguro) que a partir de ese momento tu juego NO funcione. Bueno, en realidad el juego sí funciona, pero Games for Windows Live no te dejará acceder a él. Y no vale desinstalar el juego y reinstalarlo. Ni desinstalar Games for Windows Live y reinstalarlo. No, te tocará reinstalar Windows. Enterito. A no ser que seas un desarrollador y tengas acceso al SDK de Games for Windows Live y te atrevas a meterle mano. A mí me pasó.

Se supone que Games for Windows Live quiere ser, en la práctica, algo como Steam. Te invitaría a que probaras ambos sistemas, pero no te preocupes, porque si tienes juegos en una cuenta de Steam que también lleven el sello de Games for Windows Live, como BioShock 2, Dawn of War II o GTA IV, por ejemplo, ya sabrás de qué te hablo. En primer lugar, es increíble que un juego que ya lleva una clave asociada en Steam te obligue a meter otra clave extra, propia de Games for Windows Live, por narices. Y si ya te metes en juegos como GTA IV o Episodes from Liberty City, donde además debes meter la clave del Rockstar Social Club, se te quitan las ganas hasta de jugar.

Games for Windows Live está en las últimas. Lo siento, Microsoft, pero es así. Hay que hacer algo nuevo, pero ya mismo. Y mis sugerencias son las siguientes:

  1. Cierra el sistema actual y da acceso a parches, a través de Steam, Impulse o por instalación manual, para todos los juegos que soporten Games for Windows Live. Al menos, que podamos seguir jugándolos.
  2. Invéntate un sistema nuevo en el que los usuarios puedan modificar sus perfiles de forma sencilla e intuitiva, que puedan acceder a elegir configuraciones, que puedan seleccionar cómo actualizar sus juegos, que sincronice partidas online y offline en las cuentas de usuario… No sé, cosas prácticas, y que funcionen. Steam e Impulse lo hacen. Haz lo mismo, leñe.
  3. Si esto no es viable, rediseña enterito Games for Windows Live y COPIA todo el sistema de Xbox Live punto por punto. ¡Eh, también es un sistema de Microsoft! No puede ser tan difícil hacerlo exactamente igual. Y funciona bajo las mismas premisas para los jugadores: registro, gamertag, acceso... Y, lo que es más importante: funciona.
  4. Olvídate de hacer de Games for Windows Live una tienda online. Las hay mucho mejores y con más variedad de títulos. Si quieres crear un sistema de servicios para jugadores y desarrolladores, todo irá bastante mejor. Y no producirá incompatibilidades múltiples.

Y si tú, como jugador, quieres hacer más sugerencias a Microsoft, esta es la tuya.

Lecturas recomendadas