Imagen de perfil de Moonwalker
Análisis de Kirby Mass Attack
Moonwalker

Diversión en estado puro

En sus últimos coletazos de vida la exitosa
portátil de Nintendo nos vuelve a dar una buena razón para estar pegados a su
pantalla y el stylus gracias a un personaje clásico de la compañía nipona que
es nada más y nada menos que Kirby por cortesía de Hal Laboratory. En esta ocasión
manejaremos un Kirby  multiplicado por
diez o dividido en diez partes según se mire…

 

Historia:

 

Como es de esperar no nos encontraremos con
un argumento altamente elaborado, pues ni es necesario y para eso existen otro
tipo de juegos que se alejan bastante de lo que nos ofrece Kirby.

El argumento de manera resumida se resumiría
en lo siguiente:

 

Un día Kirby salió a explorar las islas
popopo, ubicadas al sur de popstar (si, se llama igual que el programa cutre de
televisión emitido en España hace unos cuantos años). Dormía profundamente en
una linda pradera, disfrutando de un día hermoso. De pronto el cielo se cubrió de
oscuras nubes y descendió un malvado ser con cara de calavera. Se trataba de
Necrodeus, el perverso líder de la tropa calavera. La tropa calavera buscaba
sumergir la luz dentro de la densa oscuridad. Necrodeus elevó su báculo y atacó
a Kirby con su terrible magia. Necrodeus dividió a Kirby en 10 versiones
distintas de él, cada una contenia solo una fracción de la grandeza de Kirby!

El villano pudo derrotar fácilmente a cada
uno de estos debilitados Kirbys. Y no faltó mucho tiempo para que solo quedara
un kirby por derrotar. Popstar estaba a punto de perder a su más grande
protector… y sumirse en una eterna oscuridad.

 

Gráficos:

 

El punto más flojo del juego, exceptuando
los bien realizados jefes finales y algún que otro enemigo normal de gran
tamaño el resto casi podría pasar por un juego de GBA .  Por lo tanto no esperéis grandes alardes
visuales porque con este juego en ningún momento quedareis sorprendidos. Tal
vez lo sorprendente sea que gracias a ello el juego va con una fluidez
exquisita que ya quisiéramos encontrarnos en otros títulos.


sonido:

 

Las melodías resultan repetitivas en su
gran mayoría, y yo particularmente salvaría este apartado por dos puntos. Por
un lado los gritos de los Kirby resultan muy simpáticos y por otro lado algunas
melodías clásicas siguen siendo igual de interesantes que el primer día.

Los efectos sonoros son simplemente
correctos, cumplen con su cometido sin ningún problema.

 

Jugabilidad:

 

A lo largo de más de los 40 niveles de los
que consta el juego tendremos que guiar a nuestros Kirby (cada vez que sumamos
100 frutas se nos sumara un Kirby más hasta hacer un total de diez) de
distintas maneras. El más típico será el de tocar la pantalla en un punto para
que nuestros Kirby se dirijan hacia el, ya sea para seguir el camino o para
lanzarse a por un enemigo; sobra decir que cuantos más Kirby tengamos mayor será
la probabilidad de acabar con el enemigo en el primer intento.  Nuestra pericia a la hora de guiar a los Kirby
se verá recompensada con medallas (ocultas en los escenarios),  estrellas de distinto valor dependiendo con
qué nivel acabemos cada fase o logros como si de un juego de Xbox 360 se
tratase.  Conseguir todas las estrellas
de oro, retos y medallas estará al alcance únicamente de los más expertos y pacientes
pues este Kirby es mucho más retante de lo que nos tiene acostumbrados la saga
habitualmente.

Los errores en este apartado se limitan a
ciertos detalles como por ejemplo encontrarse con que la cámara no se desplaza
a los laterales tan rápidamente como nuestros Kirby o que algún Kirby se quede
rezagado del grupo y acabe siendo golpeado (lo que significa despedirse de la
estrella de oro) por la falta de una precisión aún mayor en el control.

Duración:

Debido a lo narrado en el punto anterior (búsqueda
de objetos y logros) el juego se vuelve mucho más extenso en duración de lo que
podríamos pensar en un primer momento. Además los niveles son muy largos, más
largos de lo que nos gustaría pues en contadas ocasiones el juego se vuelve un
tanto repetitivo debido en gran parte a la longitud de ciertos niveles.

 


Conclusión:

-


Un gran juego que no necesita unos gráficos
de película para hacernos sentir bien mientras jugamos,  y aunque esta vez Kirby no se dedique a
tragar a sus rivales es una más que digna representación del personaje en NDS.
Si no es un imprescindible no debe faltarle mucho.

 

VEREDICTO:


Lo mejor:

 

-         
Gran cantidad de retos

-         
Lo divertido que resulta en
general

 

Lo peor:

 

-         
Pesado en momentos puntuales.

-         
El control y la cámara fallan
en alguna ocasión, aunque no es nada grave.

 

 

Gráficos: 80

Sonido: 84

Duración: 93

Diversión: 92

 

Nota:
87

 

Alternativas:


Lo
más parecido que me viene a la cabeza es Pikmin, pero este no resulta tan estratégico.

 

 

 

 

 

87

Muy bueno

Lo mejor

Lo peor

Análisis de HobbyConsolas

    Masivo análisis de Kirby Mass Attack

    HAL Laboratory trae Kirby Mass Attack para los usuarios de Nintendo DS, con la promesa de divertirnos como su rosada mascota sabe hacerlo. Y con más razón, ahora que viene en decena, inspirándose en la estrategia de grupo de juegos como el clásico Lemmings o el barbilampiño arcade Swarm. Tras los recientes éxitos de la Nintendo más conservadora, con títulos como el genial Donkey Kong de Retro Studios y el próximo Super Mario 3D Land, podemos apreciar una vuelta a los juegos de plataformas más tradicionales y divertidos, que tan bien han sabido retar y divertir a los jugadores. En Kirby Mass Attack no iba a ser menos. Añade el factor

    Hobby

    90

    Excelente

    Lo mejor

    Estrategia, acción, puzzles y diversión unidos de las manos de 10 adorables Kirbys

    Lo peor

    Se echa en falta un control manual para la cámara, pues su automatismo nos entorpece constantemente

Más análisis de usuarios