Imagen de perfil de Cloud_Strife
Análisis de Super Street Fighter IV 3D
Cloud_Strife

Grandes combates en tamaño mini

Super Street Fighter IV 3D
Antes de nada he de admitir que nunca he sido muy de la saga Street Fighter, sino más
bien de la saga Tekken y en segundo lugar de la saga Soul Blade/Calibur,
así que al principio no estaba muy seguro de si hacerme o no con Super Street Fighter IV 3D Edition, pero claro, quería la 3DS, y entre las escasas opciones del
lanzamiento de la consola, no había duda de que la mejor era este, ya
que además de estar muy bien hecho, tenía un gran plantel de luchadores y
la posibilidad de disputar combates online, algo que sabía que
alargaría la vida del título.

 

Y ahora puedo decir con seguridad que hice bien eligiendo Super Street
Fighter IV 3D Edition como compra junto a la consola, y es que ya puedo decir que yo también soy fan de la saga, con más de 200 horas de juego acumuladas. Vale que no
piense comprar todo lo que salga sobre él, pues en cada generación me
compro uno o dos juegos de lucha y ya está, con eso tengo bastante, pero
lo que está claro es que cuando me vaya a hacer con otro, esta saga
estará entre las candidatas.

 

Gráficamente es impactante gracias a un increíble modelado de los
personajes
, que nada tienen que envidiarle a las versiones de consola
domésticas, con fluídas animaciones, secuencias de combate e incluso de
anime en el modo arcade muy bien realizadas. Además, el efecto 3D es muy
impactante
, aunque repetitivo, pero eso se debe al género al que
pertenece, y es que siempre es igual, claro está, no es como en un juego
de aventuras, que al ir variando continuamente de escenarios, nos
llevamos nuevas sorpresas con el efecto 3D, pero desde luego, la
sensación de profundidad está magníficamente lograda.

 

La duración del título es elevadísimo o incluso
infinita
. Y es que simplemente el modo principal nos llevará horas y
horas de juego hasta conseguir acabarlo con todos y cada uno de los 35
personajes jugables del título, con secuencia introductoria y final (las
del final son geniales, hechas al estilo anime), e incluso una
secuencia extra antes del penúltimo combate, realizada con el motor
gráfico del juego.

 

Además tenemos los modos desafío o entrenamiento para alargar más la
vida del juego y para aprender a controlar a la perfección a los
personajes. Y no nos podemos olvidar del modo para 2 jugadores, ya sea
por modo locar o por internet
, lo que hace que el título nunca tenga
fin, pues no hay dos combates iguales (salvo que topemos con spammers...), y siempre nos encontraremos con
gente de gran nivel con los que disfrutar.

 

En el modo online tendremos 2 tipos de puntuaciones, siendo una la
general nuestra, y otra la de cada uno de los personajes en particular,
lo que dará a entender al otro jugador cómo de buenos somos, y así estar
más preparado para lo que le puede venir encima, y al igual, prepararnos
nosotros ante ellos. Eso sí, no siempre indica que sean buenos o malos,
pues de hecho, es bastante común encontrarnos con gente con
puntuaciones elevadísimas que al poco de estar luchando con ellos nos
daremos cuenta de que en realidad son unos repetidos, que siempre usan
el mismo ataque traicionero para ganar. Eso sí, aunque tengan mucha
puntuación y jueguen así de sucio, son los más sencillos de ganar en el fondo y siempre que le pillemos el truquillo al personaje que tenga, pues
en el 90% de los casos, en cuanto descubres cómo evadir dicho ataque o
táctica, no sabrán qué hacer para ganar, pues están tan centrados en una
misma estrategia, que si no les sirve, son incapaces de hacer nada diferente. Eso
sí, la experiencia me dice que si juegan de esa forma, es bastante probable que justo antes de que les vayas a dar el golpe de gracia, desconecten (con lo que pierden más puntuación de la que perderían si luchasen hasta el final, aunque perdiesen). Y es que
en lugar de seguir aunque pierdan hasta aprender a jugar bien, se
limitan a seguir siempre la misma estrategia, y no quieren enfrentarse a
nadie que les pueda vencer, lo que hace que no sean más que máquinas de
repetición con miedo a la derrota.

 

Conclusión: Si te gustan los juegos de
lucha y tienes una 3DS, Super Street Fighter IV 3D Edition es una opción muy a tener en cuenta, a menos que tengas la versión de PS3 o Xbox 360,
ya que en tal caso, quizás no merezca tanto la pena (o sí, depende de la
persona). Buenos gráficos, buen modo historia, gran número de personajes con un buen montón de movimientos cada uno, y un modo online que se disfruta incluso con los spammers de por medio.

90

Excelente

Lo mejor

Lo peor

Análisis de HobbyConsolas

Más análisis de usuarios

Super Street Fighter IV 3D