Imagen de perfil de JaviMetalAC
Análisis de The Elder Scrolls V Skyrim
JaviMetalAC

El precio de lo grande.

Skyrim se nos
presenta a modo de rey. Valiendose de la fama de su predecesor, se muestra a si
mismo como digno heredero del trono del Rol.

Skyrim supera a
su predecesor, Oblivion, en casi todos sus apartados, y eso es decir mucho.
Pero no todo lo que nos ofrece es bueno.

Al principio nos
quedamos alucinados con el aspecto gráfico. Enormes mapeados, muy detallados, con
montones de árboles, ruinas, casas y ciudades, a lo largo y ancho del mundo del
juego (y es enorme de verdad). Cada lugar y edificio está recreado con calidad
y detalle, lo que nos hace disfrutar de este reino lleno de vida y preciosista
dentro de la austeridad en la mayoría de localizaciones, pues así lo exige el espíritu
del juego y la época en que se desarrolla. En cuanto a los personajes, ya sean
principales o secundarios, los diseños son de buena factura artística, no
desentonando y haciendo que diferenciemos a cada facción o raza a simple vista,
dándoles un toque de particularidad étnica que es agradable, haciendo este
mundo aun más grande. Pero los modelados y animaciones ya son otra cosa, pues
son simplones a veces, y les falta alguna textura a mayor resolución, además de
moverse de manera acartonada la mayoría del tiempo (en combate mejora), como
detalle malo de verdad, es la sensación de que los personajes, cuando corren,
se deslizan sobre el suelo, como si flotasen sobre un charco de aceite (aunque
es verdad que en Oblivion era mucho peor), un detalle poco pulido que resta
puntos al poderío gráfico que luce la producción.

 

La jugabilidad es
uno de los puntos fuertes del título, ideal para casi cualquier jugador, puesto
que nos da la opción de jugar tanto en primera persona, como en tercera. Además
nos permite ajustar la dificultad en cualquier momento, no quedándonos
atascados por culpa del bicho inmortal de turno. Los controles son buenos y
precisos, y la acción engancha, pero se hace algo repetitiva debido a una corta
variedad de ataque cuerpo a cuerpo, haciendo que en ocasiones tengamos momentos
de automatismo aburrido, pues solo bloqueamos y golpe, bloqueamos y golpe otra
vez. Aquí la magia gana por goleada, disponiendo de decenas de hechizos; lo
malo es que solo podremos equipar dos a un tiempo (normal por otro lado, el
protagonista solo tiene dos manos) pero que podría haber sido mas variado si
nos hubiesen permitido algunos efectos sin necesidad de "equiparlos"
en las manos, como invocaciones o curaciones, evitando así que para realizar
más de dos hechizos en un mismo combate tengamos que pausar la acción varias
veces, restándole dinamismo a los momentos más emocionantes.

 

El mundo es
realmente enorme, lleno de gente, misiones (ciertamente repetitivas, pero es
algo ya normal en el genero), mazmorras y ciudades. Cientos de misiones
aguardan ser resueltas y pequeñas líneas argumentales enriquecen más aun un
mundo tan grande. En más de 60 horas de juego, no he terminado la historia
principal, pues me he parado a disfrutar las misiones secundarias, la historia
de la guerra civil del reino, y muchas otras cosas. Todo esto indica que el
juego regala diversión y buenos momentos, además de satisfacción personal por
mejorar a nuestro héroe hasta convertirlo en lo que deseamos. Una lástima eso
sí, el no haber incluido una mayor variedad de armas y equipo, que aunque no
son pocas, no son todo lo variadas que un juego de esta envergadura necesita
(de cada 100 martillos enanos que encontremos, 99 serán el martillo enano
básico con las mismas estadísticas, por ejemplo).

 

Skyrim destaca
sobre otros juegos de rol en cuanto al desarrollo de personajes (pocos son tan
concienzudos y con tal libertad de decisión). Por medio de los puntos de
experiencia (que esta vez se ganan a base de utilizar las diferente habilidades
y no matando enemigos o finalizando misiones) podremos aumentar todas las
habilidades que queramos, desde armas a una o dos manos, hasta las diferentes
ramas de magia o herrería. Esto ofrece, como ya he dicho, una libertad total a
la hora de definir cómo será nuestro personaje, permitiéndonos ser un
guerrero/mago con hacha y magia o cualquier cosa que se nos imagine. Esto es un
arma de doble filo, pues al darnos la opción de serlo todo, se puede estancar
la característica de especialización, haciendo que lleguemos a ser buenos en
todo, dificultando que se nos propongan situaciones realmente complicadas y que
supongan un reto para el jugador (aunque para llegar a esto si que hay que
invertir horas y horas).

 

Por todo esto,
Skyrim es un juego tan grande que tiene tantas misiones o personajes como bugs.
En una cantidad de veces muy superior a la que nos gustaría, el juego se cuelga
o no carga como debería, los menús se atascan, los dragones pasan de nosotros
volando en círculos e impidiéndonos atacarles... En parte, todo esto es normal,
pues quien mucho abarca... pero cuando lo que nos están vendiendo cuesta 70
Euros, bien se podían preocupar un poquito más de que el resultado esté pulido
y rematado, y no esperar a ver si cuela y arreglarlo poco a poco con parches
que bien podían haber preparado antes de ponerlo a la venta.



En conclusión, Skyrim es, posiblemente, el juego más grande hasta la fecha, el
que más contenido y horas de juego nos puede presentar (puede llegar a ser
abrumador), no aburriendo salvo en momentos puntuales. Pero es también uno de
los que más fallos de programación tiene. Es muy fácil querer meterlo todo en
un mismo lugar, pero muy difícil conseguirlo sin pagar el precio.

En mi opinión el
título es de lo mejor del género, pero también uno de los más sobrevalorados,
pues la cantidad de contenido y en parte su apartado gráfico, nos puede cegar e
impedir que veamos sus desagradables y abundantes errores. Aunque también es
cierto, que si un juego consigue que no veas sus carencias, es que ha hecho un
buen trabajo.

Se agradece, y
mucho, el doblaje al castellano, al igual que se hecha en falta algún modo
online.

80

Muy bueno

Lo mejor

Lo peor

Análisis de HobbyConsolas

    Análisis de Skyrim Dragonborn

    Cuando llega una expansión a The Elder Scrolls: Skyrim, es una expansión seria. Las dos anteriores tenían más de una pega (Hearthfire era algo simplote y Dawnguard era una sopa de bugs) pero ambas ofrecieron muchas horas de juego y experiencias diferentes a lo que estábamos acostumbrados a vivir en Tamriel. El tercer DLC llega hoy (día 4 de diciembre de 2012) y se llama Dragonborn. Sigue el mismo camino que sus precursores: 800 megas cargados de nuevos entornos, enemigos y habilidades. Ya os adelantamos que no es tan innovador como los descargables anteriores, pero sí nos ha parecido más sólido. Durante las seis horas (aproximadamente) que dura la aventura principal, vamos

    Hobby

    79

    Bueno

    Lo mejor

    Los retos de Apocrypha. Conocemos muchos enemigos y habilidades nuevos.

    Lo peor

    1600 Microsoft Points son 1600 Microsoft Points... El control del vuelo con los dragones es confuso.

    Análisis de Skyrim Hearthfire

    Hacía tiempo que se venía hablando de esta expansión por los foros, hasta que, hace unos días, Bethesda anunció oficialmente los detalles de Hearthfire. Éste es el segundo DLC para Skyrim... al menos en Xbox 360. Nos parece tremendo que los usuarios de PlayStation 3 ni siquiera tengan garantizada aún la llegada de Dawnguard, pero en fin... Un pedacito de Tamriel Como ya sabréis a estas alturas, Hearthfire no nos propone vibrantes aventuras ni transformaciones monstruosas. Los 400 Microsoft Points que invertimos en esta descarga nos sirven, en su lugar, para obtener la posibilidad de construir nuestra propia casa. Una vez tenemos el contenido en nuestro disco duro, hay tres regiones donde podemos

    Hobby

    63

    Aceptable

    Lo mejor

    Al principio, la ilusión de construir nuestro "cuartel general" consigue atraparnos.

    Lo peor

    Demasiados requisitos para cada pequeña etapa. A veces no sabemos cual es el siguiente paso.

    Análisis de Skyrim: Dawnguard

    ACTUALIZADO 3-8-2012: Después de que se resolvieran los bugs de Dawnguard que provocaban múltiples irregularidades, la versión de Xbox 360 ya funciona normalmente. La versión de PC acaba de llegar a Steam, a un precio de 19,99 euros. Respecto a la versión PS3, Bethesda ha dicho que tendrá que esperar hasta que la hayan pulido lo suficiente. Por lo visto, no están satisfechos con su rendimiento en esta plataforma y, seguramente, no querrán arriesgarse a enfurecer de nuevo a los jugadores con una expansión inestable. La pregunta es, ¿cuánto tardará en llegar a la consola de Sony? Skyrim recibe su primer contenido descargable. Por 1600 Microsoft Points (19,99 euros), el pack Dawnguard incorpora algunas mejoras para el juego general,

    Hobby

    85

    Muy bueno

    Lo mejor

    Los nuevos poderes y el vampirismo en general. Estupenda calidad-precio. Serana.

    Lo peor

    Algunas misiones están "de relleno". Esos insistentes bugs...

Más análisis de usuarios

The Elder Scrolls V Skyrim

76

Hobby

91

Comunidad

Plataformas: Nintendo Switch , PC , PS3 , Xbox 360

Fecha de lanzamiento: