Reportaje

Avance de FIFA 14 para PS3, 360 y PC

Por Rafael Aznar
-

La temporada 2012-2013 aún no ha tocado a su fin, pero el cuerpo técnico de EA Sports está enfrascado ya en la planificación de la 2013-2014. Hace unos días, el estadio Santiago Bernabéu fue testigo de la primera presentación en sociedad de FIFA 14. Nick Channon y Sebastián Enrique, productores del juego, fueron los encargados de comparecer ante los medios para hablar de los fichajes del aclamado simulador de cara al mes de septiembre.

Le queda aún medio año para saltar al terreno de juego, pero FIFA 14 ya ha dado la cara, para mostrar cómo marcha la pretemporada de su plantilla, concentrada a día de hoy en los estudios de EA Sports en Vancouver. El clima de la ciudad canadiense parece el ideal para moldear la forma física, camino de una temporada cargada de partidos y en la que está en juego volver a ganar el Balón de Oro virtual por enésimo año consecutivo. Por eso, Nick Channon y Sebastián Enrique, dos de los máximos dirigentes del club canadiense, hicieron un viaje relámpago a Madrid para hablar de los primeros fichajes que incluirá la nueva entrega del simulador futbolístico. El Santiago Bernabéu fue el lugar elegido para que los dos productores explicaran las primeras novedades del título.

La entrega de 2013 ya alcanzó unas cotas altísimas a la hora de reflejar el realismo del fútbol, pero había margen de mejora. De cara a la próxima temporada, en EA Sports se han propuestos dos objetivos principales: ofrecer una mayor creatividad a la hora de elaborar las jugadas y reflejar mejor la emoción del fútbol cuando se encara la portería rival. Así, habrá cambios en las animaciones, la IA o la física de los disparos, que harán que los partidos sean mucho más fidedignos. Aunque suele ser un título multiplataforma, la versión a la que los productores se refirieron en la presentación fue la de PS3, Xbox 360 y PC (no se hicieron referencias a Wii U ni a las futuras consolas de Sony y Microsoft).

Creación desde la sala de máquinas

Las mayores posibilidades a la hora de crear las jugadas representarán una de las principales innovaciones de FIFA 14. Así, habrá cambios en la conducción y la protección del balón.

Como recordaréis, el control de FIFA 10 supuso toda una revolución. Anteriormente, no se sabe si por dejadez o por guiño nostálgico a las cuatro u ocho direcciones que admitían las crucetas clásicas de los mandos, todos los títulos de fútbol habían desdeñado las posibilidades de movimiento de los joysticks. La entrega de 2010 rompió esa limitación, al apostar por un manejo que permitía los desplazamientos del futbolista en 360º. Eso funcionaba muy bien en parado, pero, a la hora de conducir el balón en velocidad, resultaba un poco tosco, ya que sólo se podían hacer quiebros de 22’5º. Sin embargo, en la nueva entrega los jugadores podrán girar en cualquier dirección mientras esprintan, tal y como hacen galgos de la casta de Arjen Robben o Theo Walcott.

El dominio del balón sufrirá otra mejora importante. Si el año pasado se introdujeron las recepciones erróneas a la hora de controlar pases difíciles, el nuevo título introducirá los fallos humanos a la hora de conducir la pelota. Leo Messi es un experto en llevar la bola pegada al pie, pero, en la realidad, son muchos los tuercebotas que no pueden conducir el balón a gran velocidad y, a la vez, llevarlo pegado al pie. Así, el esférico ya no irá tan “imantado” a las botas de los futbolistas, sino que se les podrá ir largo o quedárseles atascado entre las piernas si no albergan mucha clase. Estamos deseando ver a Álvaro Arbeloa hacer gala de esta esta nueva función.

La protección del balón será otro de los apartados que ofrezcan más posibilidades. En anteriores entregas, la opción de defender el balón con el cuerpo sólo se activaba cuando el jugador se quedaba estático. En cambio, en FIFA 14, podremos utilizar los brazos para proteger el cuero mientras corremos y, al mismo tiempo, contrarrestar los agarrones y forcejeos de los rivales. Esto afectará al control, ya que ese movimiento de los brazos estará asociado al gatillo izquierdo, lo que significa que los regates pasarán a ejecutarse única y exclusivamente con el joystick derecho (hasta ahora, había que pulsar el gatillo izquierdo y, luego, mover el joystick en las direcciones correspondientes). Según Sebastián Enrique, el sistema recordará, en cierta medida, al balance acelerador-freno de los juegos de carreras, ya que sacar los brazos a pasear implicará una reducción de la velocidad: podremos salvaguardar la posesión más fácilmente, pero a costa de perder rapidez. En cierta medida, será la traslación a los movimientos de ataque del sistema defensivo de empujones y agarrones que se introdujo en FIFA 12.

Compañeros “top” para hilvanar el juego

La mejora de la inteligencia artificial será otro de los caballos de batalla del nuevo simulador de EA Sports. Tanto en defensa como en ataque, los compañeros mostrarán una mejor visión de juego y una mayor variedad de movimientos.

A la hora de proteger nuestra portería, los integrantes de nuestro equipo serán más duchos con los marcajes. Antes, los jugadores tomaban decisiones basadas en un solo instante, lo que podía dar lugar a desajustes. Ahora, preverán lo que puede pasar y se anticiparán a la jugada. Por ejemplo, no se irán cual toritos a por un determinado jugador intrascendente al que vean solo, si detrás hay uno que pueda aprovechar un hipotético pase al hueco.

Los compañeros también serán más avispados a la hora de presionar. Seguro que os suenan esas jugadas en las que el equipo que va ganando se dedica a dar continuos pases entre los miembros de su línea defensiva para perder tiempo, mientras nuestros futbolistas se deleitan desde la lejanía, a punto de prorrumpir en aplausos. En FIFA 14, la distancia de los marcajes será menor y nuestros compañeros se mostrarán más activos si consideran que hay opciones de robar un balón. Eso dará lugar a unas luchas más realistas por la posesión, sin depender de que haya sucesiones de rebotes o malos pases para poder recuperar la bola.

A la hora de lanzar el zafarrancho de fútbol en busca de los anhelados goles, la IA también se mostrará más activa. Por un lado, los compañeros harán desmarques y fintas para sorprender al rival, a lo que se unirán los movimientos en vertical, a la par que la línea defensiva, para no caer en fuera de juego. Por otro lado, se potenciará el juego de espaldas de los delanteros respecto a los defensas. Así, el sistema permitirá maniobras como las que suelen protagonizar tipos corpulentos como Didier Drogba, Zlatan Ibrahimovic o Fernando Llorente, especialistas en apoyar la espalda contra los defensores para tener su referencia y, luego, descargar el balón para la llegada de algún compañero.

El preciosismo de embocar los goles

La finalización de las jugadas será otro de los apartados en los que más progresará FIFA 14. Las nuevas animaciones y la mejorada física del balón harán que el proceso de marcar goles gane en variedad y realismo.

EA Sports está implementando un sistema conocido como “Pure Shot”, que incluirá  una retahíla de nuevas animaciones. A la hora de abordar los disparos y los centros, los jugadores ajustarán mejor la posición, el ángulo de la carrera y, sobre todo, el “timing”. El estudio canadiense está concentrando muchos esfuerzos en evitar los típicos espasmos movimientos extraños, a lo Chiquito de la Calzada y Rodolfo Chikilicuatre, en el momento de golpear el balón.

La mejora de las animaciones se observará, especialmente, cuando el delantero esté bajo la presión cercana de un rival. Según Sebastián Enrique, en FIFA 13 era frecuente que se erraran algunos tiros sin razón aparente, debido a que el juego no contaba con las animaciones apropiadas para explicar por qué el disparo había sido deficiente.

La física del balón es un elemento esencial si se desea plasmar el realismo del fútbol. En los últimos años, no han sido pocas las polémicas a este respecto, coronadas por el extraño comportamiento del Jabulani, el balón que Adidas se sacó de la chistera para el Mundial de Sudáfrica 2010 y que trajo por la calle de la amargura a infinidad de porteros, que tendían a tragarse los disparos con patatuelas a poco que el balón hiciera algún extraño. Por eso, los desarrolladores han estado en contacto con algunos fabricantes de balones, para tratar de plasmar mejor sus desplazamientos. Esto se traducirá en la posibilidad de golpear más fuerte y en unas trayectorias más realistas.

Esa mejora de la física del balón llevará adosados nuevos tipos de tiros. En primer lugar, habrá disparos con turbulencias, similares a los de Cristiano Ronaldo cuando imprime su famoso efecto de “folha seca” en los golpes francos. En segundo lugar, habrá tiros que botarán justo delante del portero, algo en lo que también es un experto el delantero portugués del Real Madrid. Luego, habrá tiros con efecto fuera-dentro, al estilo del archiconocido misil inteligente de Roberto Carlos contra Francia en la Copa Confederaciones de 1997. Finalmente, habrá más variedad de tiros a media-baja altura y otros que cogerán un efecto de parábola invertida según se vayan elevando. Asimismo, hay que destacar que los pases aéreos al hueco se podrán hacer con efecto, para sorprender a la defensa.

El repertorio de recursos se amplía

Hace dos años, se introdujo la llamada “defensa táctica”, que hacía que los robos de balón fueran menos mecánicos que en el pasado. Así, era el usuario quien debía controlar los tiempos para hacer la entrada de forma manual, en el momento que considerase oportuno, en contraste con el sistema de toda la vida de mantener pulsado el botón y que el futbolista hiciera la entrada automáticamente. El cambio fue un acierto, pero muchos se quejaron porque, en caso de fallar la entrada, el defensor tendía a quedarse vendido y a dejar al guardameta al pie de los caballos. Para paliarlo, FIFA 14 incluirá una segunda oportunidad a la hora de hacer las entradas corrientes. Así, si se yerra en el intento de expolio, según se esté cayendo al suelo, el futbolista podrá rehacerse y ejecutar una segunda intentona.

Los Juegos de Habilidad, que debutaron con éxito este año para hacer las veces de tutorial a base de desafíos, volverán con más fuerza. De momento, se ha confirmado tres nuevos minijuegos. El primero consistirá en el típico rondo, en el que seis jugadores se pasarán el balón mientras otros cuatro tratan de rebañarlo (en FIFA 13 ya estuvo presente, pero con sólo dos miuras prestos a ser toreados en el ruedo). El segundo nos propondrá hacer paredes a través de los espacios habilitados entre una fila de conos. El tercero nos enfrentará a una hilera de balones colocados a veinte metros del área, de modo que, cada vez que chutemos uno a puerta, deberemos retroceder para seguir con el bombardeo al portero. A los que jueguen en algún equipo de fútbol y se entrenen a diario, seguro que les suenan esos tres ejercicios de entrenamiento.

El modo Carrera, en el que vivimos el fútbol como entrenador o como jugador de un equipo, también contará con algunos cambios. Por un lado, el interfaz se ha modificado, para que resulte más accesible y sencillo de usar, con menos interrupciones que en los últimos años, en los que era habitual que, tras cada partido, nos abordara una retahíla de correos electrónicos. Por otro lado, la red de ojeadores se basará en un sistema más realista. ¿Os imagináis a José Mourinho solicitándole a Florentino Pérez que le fiche un jugador que tenga entre 85 y 90 en sus atributos de juego aéreo? No, lógicamente. Por eso, la temporada que viene, el buscador de jugadores se basará en características generales (juego de espaldas, desborde, definición) y no en parámetros estadísticos carentes de sentido.

Todo esto fue lo que anunciaron Sebastián Enrique y Nick Channon en la presentación celebrada en el Santiago Bernabéu. Características como las licencias, los modos de juego o la recreación de los jugadores se anunciarán en futuros eventos, como el E3. Por lo pronto, se puede decir que FIFA 14 será una evolución de FIFA 13, con un control más pulido y unos partidos que permitirán una mayor creatividad a la hora de trenzar y culminar las jugadas. Por ahora, la directiva de EA Sports parece haber acometido una buena planificación, manteniendo la base del equipo del año pasado y fichando los complementos necesarios para ilusionar a la afición y volver a llenar el estadio.

Lecturas recomendadas