Reportaje

Avance de Sébastien Loeb Rally Evo

Por Rafael Aznar
-

Sébastien Loeb Rally Evo ha mostrado su primera demo y os traemos un avance de lo que cabe esperar de él. A día de hoy, es el único juego de rallies que hay confirmado para la nueva generación, a la espera de que Codemasters pueda hacer el anuncio oficial de Dirt 4, cuya existencia se da casi por hecha. Este sucesor de la saga WRC llegará a PS4, Xbox One y PC en octubre, y promete ser un auténtico homenaje al mejor piloto que ha habido en la historia del Mundial de Rallies.

Milestone ha mostrado, por fin, el primer avance jugable de Sébastien Loeb Rally Evo, un título de velocidad que llegará a PS4, Xbox One y PC en octubre. La compañía italiana tiene un buen bagaje en el subgénero de los rallies, pues, en los últimos años, gozó de la licencia oficial del Mundial y lanzó un total de cuatro videojuegos, bajo la marca WRC (no confundir con los que firmó Evolution Studios en los tiempos de PS2). Ahora, regresa con una nueva IP propia para la que se ha contado con la colaboración de la mayor leyenda de la historia del campeonato.

Loeb ya está casi retirado de los rallies (sigue participando en alguna prueba esporádica, pero, ahora, está dedicado al Mundial de Turismos); sin embargo, es el piloto más laureado, a cientos de kilómetros de distancia de sus perseguidores. Le avalan sus nueve títulos consecutivos, entre 2004 y 2013, así como los récords de victorias, podios o puntos. Para que os hagáis una idea, en los 90 y los primeros años del siglo XXI, pilotos como Carlos Sainz, Tommi Makinen o Colin McRae se disputaban el premio honorífico de ser el piloto con más victorias de la historia, casi todos ellos con veintitantos triunfos parciales. Pues bien, años más tarde, el piloto francés dejó el registro en la friolera de 79. ¿Estará está IP a la altura a la que estuvieron en su día Colin McRae Rally o Richard Burns Rally?

Recuperando las polvaredas para la causa

Este juego será el tercero que lance Milestone en 2015, tras Ride y MotoGP 15. Seguramente es del que más se espera, por tres motivos: es una IP nueva que no pertenece a una saga anual, es exclusivo de la nueva generación y se centra en un subgénero que, por ahora, está virgen en las nuevas consolas. No hay que descartar que Codemasters se decida, próximamente, a anunciar Dirt 4 y los dos títulos acaben coincidiendo a final de año, pero, por ahora, el título de la compañía italiana es el único confirmado.

Nosotros hemos podido probar ya la primera demo jugable, que permitía correr con el Citroen DS3 en un tramo de Suecia y en otro de Australia. En términos jugables, continúa el legado de los WRC, y eso es una buena noticia, merced al fantástico equilibrio entre arcade y simulación al que tan acostumbrado está ya el estudio, con unas físicas de los coches muy realistas y unos tramos que estarán llenos de trampas, en forma de horquillas, terraplenes, sobresaltos, árboles... Eso sí, en dicha demostración, el manejo era bastante sensible y sólo había disponibles dos perspectivas, sin la típica del volante. Presumiblemente, el código era aún bastante temprano.

Para los modos de juego, parece que Milestone se ha inspirado, innegablemente, en lo que se pudo ver en Dirt 3, y eso es una buena noticia. Por un lado, habrá ocho rallies diferentes, entre los que están confirmados Suecia, Australia y Gales. Esperemos que no se haga un simple reciclado de cosas de WRC y que todos los tramos, que se correrán en solitario, sean realmente nuevos. Por otro lado, habrá cinco pistas de rally cross, donde competiremos cuerpo a cuerpo contra otros coches. Finalmente, también está confirmada la presencia de la mítica subida a Pikes Peak, algo que se explica por el hecho de que Loeb firmó el récord en 2013. En conjunto, habrá cerca de 300 kilómetros de caminos y quince tipos de eventos, y rezamos para que haya eventos de yincana como los del juego de Codemasters.

El juego no contará con la licencia del Mundial actual, pero la cifra de coches rondará los 50, con modelos desde los años 60 hasta la actualidad, de una veintena de marcas, como Alpine, Audi, Citroën, Ford, Lancia, Mitsubishi, Peugeot, Renault, Subaru, Suzuki… Los coches se podrán personalizar, eligiendo entre diversos diseños, materiales especiales, números, matrículas y pegatinas.

En cuanto a los modos de juego, de momento sólo está confirmado que habrá un modo Carrera en el que encarnaremos a nuestro propio piloto y en el que deberemos ganarnos un puesto en el equipo de Loeb, que ejercerá como mentor. También habrá online para desafiar a amigos y otros rivales, pero no se han especificado detalles.

¿Rallies de nueva generación?

Sébastien Loeb Rally Evo parte con una ventaja respecto a todos los títulos que ha hecho Milestone hasta ahora, y es que saldrá sólo para PS4, Xbox One y PC. A priori, eso es una gran noticia, pues invita a pensar que se exprimirá al máximo la potencia de la nueva generación. El motor gráfico estará mejorado, lo que se traducirá en iluminación avanzada (en forma de amaneceres o conducción nocturna), mejores efectos de partículas, vegetación muy diferenciada en función del país donde estemos corriendo, marcas realistas de las ruedas según la superficie, reflejos y sombras en tiempo real, repeticiones con un estilo más televisivo…

Todo eso suena muy bien, indudablemente, pero, si nos atenemos a la demo que pudimos probar esta semana, no parece que se vaya a notar mucho el salto generacional. El nivel de detalle de los coches no nos pareció gran cosa, ni tampoco el del entorno, en el que observamos ese sorprendente fenómeno contrario al ‘popping’ consistente en que, a medida que los árboles del horizonte se acercan, su follaje desaparece parcialmente… No obstante, también hemos de decir que, en el mismo evento, pudimos probar MotoGP 15 y también nos pareció que estaba muy verde, cuando ya sabemos que, dentro de lo que cabe, MotoGP 14 ofreció un rendimiento competente. Milestone no se caracteriza por imbuir a sus juegos de los mejores gráficos, pero esperemos que este título acabe justificando el hecho de salir sólo en la nueva generación.

Sébastien Loeb Rally Evo verá la luz en octubre, por lo que aún le queda medio año de desarrollo, que esperamos que Milestone utilice para pulir el juego al máximo y evitar los problemas de ‘bugs’ que han sufrido algunos de sus juegos más recientes (el último, Ride, que salió la semana pasada, sin ir más lejos). El hecho de que el proyecto cuente con la colaboración del mejor piloto de la historia nos invita a soñar con algo que pueda devolvernos las sensaciones de los primeros Colin McRae Rally. Para conocer más detalles del juego, no os perdáis la entrevista que le hicimos a Daniele Caso, su PR manager.

Lecturas recomendadas