Reportaje

Carátulas de videojuegos (III): 10 horribles

Por Nacho Bartolomé
-

Hay juegos que no entran precisamente por los ojos. Y no, no hablamos de los gráficos, sino de las propias carátulas. Porque las hay más feas que pegar a un padre con una funda sudada de Wiimote.

Preparad vuestros ojos y que conste que HobbyConsolas no se hace responsable de los posibles daños irreversibles que puede causar la mera visión de estas ¿cagátulas? (dicho en francés, se entiende). Aquí va una selección de algunos de los más espantosos diseños de portada que han llegado a Europa. 

Bienvenidos al museo de los horrores, al hall de la infamia de las portadas de videojuegos. 

1- Mega Man 2

Carátula Mega Man 2


La portada americana del primer Mega Man ha pasado a la historia del cutrerío. Todos la conocemos: intentaba vendernos el juego con la imagen de un Mega Man cincuentón con barriga cervecera, una armadura que le quedaba grande y más bien parecía un pijama y que iba armado con una pistola de juguete. Hasta Capcom quiso aprovecharse de ese despropósito elevado a imagen de culto haciendo regresar a Mega Haragán como personaje extra en su Street Fighter X Tekken.

Pero no creáis que las portadas que llegaron a Europa eran mucho mejores.  Ojo a la de Ultra Man 2. Digo Mega Man 2. De repente, el personaje bajito y cabezón que vemos en el juego es un estilizado soldado de armadura plateada al que le han acoplado en el brazo derecho… ¡¿un bolo?! Y que encima parece que le está haciendo un corte de mangas al buen diseño.

2- Black Belt

Carátula Black Belt

Sólo hay una explicación para que los diseños de las carátulas de Master System sean… así. Pongámonos en situación: reunión de altos jefazos de SEGA decidiendo cómo serán los diseños de las portadas de los juegos de la consola. Alguien arranca una hoja de un pequeño cuaderno cuadriculado que hay sobre la mesa y garabatea un diseño: “Quiero que las carátulas sean algo como ésto”. “Povale, lo paso al departamento de diseño”, afirma otro. Y lo aplicaron literalmente: las carátulas consisten en un fondo de libreta escolar a cuadros con un cutredibujo. Al menos, bien mirado, la pierna con la que nos intentan vender este beat’em up parece que le está pegando una patada a su propia carátula.

3- Strider

Carátula Strider

 

Debería ser un aguerrido soldado, pero resulta que el prota de Strider parece un monitor de aeróbic. Vamos, que cualquiera diría que es la portada de un Zumba Fitness en lugar de un juego de zumbar a los cibermalos. Pero sin duda el héroe es un hombre que se cuida a si mismo. En el sentido de que no sale de casa sin engominarse bien, ponerse unas mallas ajustadas y sin su espada, con la que consigue el afeitado más apurado.

4- Paperboy 2

Paperboy 2

 

“Mira, papá, ¡sin alas! ¡Y sin buen gusto!” Si hubiera existido Google por entonces, da la impresión de que la carátula es el resultado de buscar “repartidor de periódicos”, cortar, pegar, y añadir unos logos con Paint. Encima, imaginad el salto gráfico existente entre la fotografía real de la carátula y… el juego, que no era precisamente fotorrealista.

5- Phalanx

Carátula Phalanx

 

No, no es el juego oficial de “Callejeros”. Ni siquiera un “imagina ser un abuelo con un banjo”. Phalanx es un shmup, un arcade de disparos con naves espaciales. Que conste que hay una navecita surcando los cielos, al fondo, aunque cueste ver más allá de las barbas. A priori la carátula parece un despropósito, pero bien pensado no es mala idea: abundaban los shooters de navecitas y había que llamar la atención entre los Gradius y compañía… y sin duda Phalanx quizás no ha pasado a la historia por su jugabilidad, pero gracias a su carátula no nos vamos a olvidar de él nunca. Era lo que querían, ¿no?

6- Resident Evil

Carátula Resident Evil

 

Más o menos la cara de Chris en esta carátula es la que se te queda al ver la portada del primer Resident Evil. Y los diseños sobrios pero acongojantes de las portadas de las siguientes entregas (dejando de lado la jirafa en actitud, digamos, relajada que parece oculta en el logo de Resident Evil 6) la deja aún en peor lugar. Está diseñada con tanta maestría que no te queda muy claro si el personaje que aparece es el héroe del juego o uno de los zombis. Atentos a las arañas gigantes que asoman sus patitas queriendo decir “eh, estamos aquí, esto es un juego de miedo”. Pues ya lo da desde la carátula. Chapó.

7- Super Bust-a-Move

Carátula Bust-a-move

 

Reconozcamos que conseguir que un juego de puzzles entre por los ojos es algo complicado. Y lograr que la carátula llame la atención debe ser aún peor. Con Tetris lo intentaron haciendo que las fichas (tetriminos) cayendo parecieran una invasión de naves espaciales o algo así. Muy épico todo. Con la de Super Bust-a-Move no sabes muy bien si te estás comprando el juego oficial de la peli El peque se va de marcha o incluso el de aquel casposo meme de Internet llamado Dancing Baby.

Probablemente se trate de un autorretrato del diseñador de la portada. O quizás realmente la carátula sólo revela el origen de las burbujitas que tenemos que hacer explotar en el juego: no son más que las pompas de saliva de un bebé con un tatuaje en la frente.

8- Street Warrior

Carátula Street Warrior

 

Cuidado, Punset, que aquí hay unos tipos que buscan problemas. La única manera de defender una carátula como ésta, que aprovecha al máximo las últimas tecnologías de modelado tridimensional… de los 90, es poniendo delante a los típicos camorristas que sólo saben decir “eh, tú, ¿me has mirado mal?”. Pues sí, oye, no hay nadie que pueda mirar bien esto. Al menos tienen la decencia de taparse los pezones con los tirantes de la camiseta.

9- Russell Grant’s Astrology 

Russell Grant's Astrology

Veamos tu horóscopo. Salud: tendrás problemas de salud (ocular) después de ver esta carátula. En el amor: tu novio/a te empezará a replantearse vuestra relación cuando se entere de que has comprado este juego. Dinero: ningún problema, porque para encontrarte con esto en la estantería de la tienda y llevártelo a casa hay que andar sobrado. En serio. Con todos nuestros respetos al señor Russell Grant, que en la foto parece un tipo muy majete. Pero hay carátulas que, simplemente, no.

10- Batman Arkham City: GOTY Edition

Carátula Batman Arkham City GOTY

 

Si las carátulas hablasen, ésta diría: "Soy Batman". Para que nos quedase claro que entre todo ese Bat-iburrillo de letras y notas entrecomilladas está el superhéroe de moda y uno de los mejores juegos de la presente generación. Basta mirar la postura del hombre murciélago: ¡si no puede estar más apretujado para poder salir entre tanta letra! Es uno de los mejores ejemplos de que tras un despropósito de carátula puede haber un juego genial. El que tuvo esta idea no tendría que haber salido de su batcueva. A veces uno desearía ser un murciélago para no poder ver estas cosas…

 

Pese a las presiones de oftalmólogos de todo el mundo, lo dejamos aquí porque queremos que conservéis la vista para seguir jugando y leyéndonos, claro. Pero si conocéis otras carátulas terribles que merezcan ser puestas en cuarentena junto con las anteriores, ¡dejadlas en los comentarios!

Y por si os ayuda a recuperaros de todas éstas "preciosidades", no olvidéis repasar la selección de carátulas memorables y la de carátulas artísticas.

 

Lecturas recomendadas