Reportaje

Club Chistendo: Filtraciones que no pasaron el filtro

Por Gustavo Acero
-

Si se desvelase una nueva consola en el E3, ¿cuál sería vuestro prototipo ideal? Sea cual sea, seguro que no está entre estos prototipos descartados por Sony, Microsoft y Nintendo, ya fuese por los tomatazos mediáticos que se llevaron tras su presentación o porque eran más falsos que el rumor de Silent Hills en Xbox One. Son los hoaxes, fakes o filtraciones apócrifas que nunca se hicieron realidad... hasta que nos filtren una foto borrosa de una PlayStation 5 con ranura para cartuchos que nos haga pensar todo lo contrario.

Hoy arranca junio, y con él, los ambulatorios de medio mundo comienzan a registrar los primeros casos de lipotimias, ataques epilépticos e histeria colectiva. ¿El caloret? No, el mes del E3. La factoría de la expectación, el polígono de la esperanza... o el bulevar de los sueños rotos, que cantarían Green Day y Sabina (por separado). Pero las vísperas del acontecimiento más "hot" del ocio electrónico traen consigo un mar de precipitaciones ahogadas en el chapapote de la realidad: prototipos de consolas, mandos y periféricos que fracasaron al poco tiempo de presentarse, como Edurne en Eurovisión. Algunos no recibieron puntos ni de Portugal, otros quedaron descalificados por sus representantes y alguno que otro resultó ser un montaje de algún aficionado al troleo máximo. Como diría el señor Montgomery Burns: ¡la filtración es ya inminente!

Esto es un empleado de una multinacional que entra en un bar y se deja el prototipo del iPhone 4 en la barra, se lo manga un paisano que pasaba por allí y se lo vende a una web con nombre de Gremlin que le revienta la multimillonaria exclusiva a la compañía. Un año después, vuelve a ocurrir lo mismo con el iPhone 5 en otro bar de otra ciudad. ¿Cómo se llama la empresa? Apple. Aparte de un chiste, esto es exactamente lo que sucedió en 2010 (Redwood) y 2011 (San Francisco) respectivamente. La web implicada era Gizmondo, que ganó el juicio y quedó exonerada de toda culpa en uno de los ejemplos más delirantes de filtraciones disparatadas, pero no todas llegaron a la fase beta de producción... ¿o quizá alguna sí? Repasamos los casos de consolas y periféricos que no salieron del E3 por sensatez empresarial. Por una vez y sin que sirva de presidente, bienvenidos al club de los profetas muertos.

Era Xbox Populi que estos diseños nunca verían la luz

A ver, Murray, se nos ha echao el E3 encima y necesito un diseño para nuestra nueva consola pero YA.

—¿Cómo se llama la consola, señor Gates?
Xbox.
Aquí tiene, jefe:

Está usted despedido.

Y con razón.

Lo que acabáis de ver en la fotografía no es el pisapapeles de Bárcenas, pero su cifra monetaria ascendería a una cuantía similar de haberse aprobado. Se trata del primer prototipo de Xbox que se mostró en el E3 del año 2000, un morrocotudo mamotreto bañado en adamantio tan peculiar que no sé si calificar de horterada u obra de arte moderno, aunque probablemente sean sinónimos. La única ventaja de este modelo habría sido la posibilidad de jugar al Tres en Raya con este otro diseño esférico (fake, en este caso) de Xbox 360 que nunca vio la luz... roja parpadeante. Finalmente, el prototipo acabó en manos de un fabricante de altavoces para canis. Desde entonces, su empresa cotiza en bolsa.

Volviendo al diseño original de la equis capaz de aplastar a un ladrón en pleno intento de robo con homicidio autoinducido, la leyenda de tan megalítico diseño alcanzó tal viralidad que se coló en juegos como Ninja Gaiden 2, con lo que el Team Ninja volvió a demostrar lo bien que se les daba introducir guiños "X" en sus juegos, y no nos referimos a la de la casilla de la Iglesia en la declaración de la renta precisamente.

PS4 Orbis: pianos de cola, pelotas y otras transparencias

Imaginad a un señor rubio platino con calva incipiente sentado a la derecha de este instrumento y tendréis al pianista de Parada en un ensayo de Cine de Barrio patrocinado por Sony Computer Entertainment y Variedades.

Quitando lo del pianista de (la) cola, este es quizá el boceto más elegante y cercano a la realidad de cuantos se filtraron tras la PlayStation Meeting de 2013, pero no hubo rastro de la consola en aquella presentación... hasta el E3 del mismo año. Esos meses de incertidumbre despertaron la creatividad de los fans más imaginativos, flipados y quién sabe si vinculados a la propia Sony como experimento para pulsar la opinión pública. Sea como fuere, lo que pasó por nuestros ojos fue un desfile de prototipos loquísimos, pero el más descabellado fue este panel de cristal salido de una película de ciencia-ficción. Se limpia con Cristasol y su mayor ventaja frente al modo off-TV del Wii U GamePad es poder ver la tele directamente a través del mando. Su inconveniente: se te cae al suelo y te clavan dos cosas: los cientos de cristales y la factura de tu vida por la reparación. Contemplad la mayor ida de olla que jamás "cristalizó".

Igualmente imposible, aunque menos improbable a nivel tecnológico, fue el siguiente diseño conceptual que directamente tradujo el nombre en clave PlayStation Orbis en una morfosfera de Samus hasta el culo de Phazon, en un ejercicio similar al de los creadores de la equis plateada o el cubo de GameCube (que sí fue real pero ese mola porque soy nintendero y me dan maletines). Sin embargo, este peculiar modelo habría presentado un serio inconveniente: ¿dónde puñetas insertamos el disco del FIFA? Lo único bueno es que en su lugar habríamos podido usar la consola como balón y disputar el partido en las canchas del barrio. El perdedor pagaría la consola de repuesto, y así sucesivamente. Sin duda, una plataforma poco rentable. Aunque mirándola bien... ¿no os recuerda a esas bolas "8" de billar que te leían el futuro? En este caso sería de su mismo color.

El primer mando de PS3: un bumerán de los que no vuelven

¿Algún psicólogo os ha sometido alguna vez al test de Rorschach? ¿Y vosotros al psicólogo? En caso negativo, siempre hay una primera vez para todo, más aún si se es "gamer". Observad la siguiente imagen durante unos segundos y decidnos qué es lo primero que os sugiere:

Si habéis visto un consolador para siamesas, enhorabuena, nosotros también. Si lo que habéis vislumbrado, por contra, es un bumerán plateado fundido con un DualShock, sois unos pervertidos, aunque la realidad es aún más sórdida: he aquí lo que habría sido el mando de PS3 si los jugadores de todo el mundo no se hubiesen partido el eje Sixaxis al verlo en el E3 de 2005, donde fue presentado oficialmente como diseño conceptual. No contentos con "tomarle prestado" a Nintendo el mando de SNES, el Rumble Pak o el Wiimote, los diseñadores de Sony también parecieron tomar inspiración del "tridéntico" mando de Nintendo 64 para crear los plátanos laterales de tan extraño artefacto. Si este era uno de los veinte prototipos que barajaron, los otros diecinueve deben de estar en la exposición de Cuarto Milenio junto a la muñeca Anabelle, la estatuilla de Pazuzu o el primer prototipo de PS3, mucho más fiel a la realidad:

Y luego nos quejamos de que lleven reciclando el DualShock desde 1997. Lo que hace a este caso tan excepcional es que fue más allá de una mera filtración fotográfica, ya que fue mostrado en el propio stand de Sony como "boceto con el que revelar la consola al público", aunque en las sucesivas semanas "los usuarios demostraron su deseo de vivir sus juegos de PS3 con la familiaridad del DualShock", como reconoció el portavoz Patrick Seybold. Por ello, "el Bumerán" nunca volvió a su dueño: un año después, fue sustituido por el palindrómico Sixaxis (que me parece el mejor nombre que se le ha dado a un mando EVER, dicho sea de paso), y nada volvió a saberse de él. En Pad descanse.

NintendoON: el casco que no recomendó ni la DGT

Por alguna razón, la compañía que más filtraciones falsas ha sufrido históricamente empieza por N y no es Naughty Dog. Parece que 2005 fue el año de los troleos. Mi primo Licker Jiménez ya nos mostró la semana pasada los efectos demoníacos de la Realidad Virtual, pero lo de NintendoON fue aún más público y notorio. A cinco días de la feria, un supuesto vídeo filtrado dio la vuelta al mundo con la supuesta revelación del misterio mejor guardado de Nintendo: la Nintendo Revolution, un sofisticado casco de Daft Punk con detectores oculares destinado a hacer honor a su nombre. En definitiva, un casco del "motorista fantoche" a años luz de lo que finalmente fue la revolución: la señora Wii. Y a juzgar por su éxito comparado con el de su último casco de realidad virtual (boy), menos mal que el vídeo resultó ser más falsete que el horrendo estribillo del "zombi a la intemperie" de Alejandro Sanz. Eso sí que no te lo puedes quitar de la cabeza. C'ascazo.

Ahora parece un despropósito, pero yo me lo tragué con patatas McCain, ¿vale? Bueno, hasta que le di al play. El autor del montaje tenía que ser español, concretamente, el artista de la animación 3D Pablo Belmonte, que acumula una carrera de "hoaxes" y "fanmades" digna de admirar: suyos son los tráilers de Super Mario Universe, Mario Galaxy DS o el espectacular Zelda: Majora's Mask Project. Su intención fue parodiar la falta de innovación que atravesaba la industria por aquel entonces (cómo ha pasado el tiempo, glup), pero su visión acabó siendo más que premonitoria de lo que probablemente él mismo pensó, con Oculus Rift y Project Morpheus a punto de simular resacas de fin de año en los hogares de todo el mundo. La pregunta es: ¿será la Nintendo ON realidad algún día? Esperemos que ON, o que incluya una opción para disléxicos en caso contrario. Hay quien incluso tuvo la desfachatez de "chopearle" el casquete a Miyamoto, como si el japonés se dejarse fotografiar probando betas de un producto secreto así como así, obligando a la compañía a desvelarlo antes de tiempo. ¿Quién ha dicho "Star Fox el año pasado"? Yo desde luego no.

Phantom: el mayor Poltergeist del E3

Quien se acuerde de esto y no de los tipos de alma según Platón debería entregarse voluntariamente en el instituto donde aprobó Bachillerato y devolver la placa junto a su expediente académico. Phantom es, probablemente, el caso más emblemático de "vaporware" que ha salido de las chimeneas del Convention Center allá por el año 2004; una consola directamente venida del futuro que prometía reiniciar la industria tal como la conocíamos y enterrar el mundanal formato físico de Sony, Microsoft y Nintendo en el caposanto de lo obsoleto. Sí, como la CyberMatrix 100 diseñada en Paint de aquel campeón de Kickstarter, pero llevando el bulo a sus últimas consecuencias: el mismísimo E3. ¡Mirad, un módem arañao por Lobezno!

Dos años antes de la gran "phantasmada", el enigmático estudio Infinium Labs dedicado a la fabricación de teclados de ordenador envió una nota de prensa a medios de todo el globo en la que informaba sobre un presunto invento que cambiaría el curso de la historia del entretenimiento; una plataforma de descarga de juegos de forma digital sin discos ni cartuchos de ningún tipo mediante un sistema de suscripción; algo así como Steam, pero con "vapor" de verdad, porque no cumplió ni su fecha de lanzamiento. La primera fecha prometida por la empresa fue noviembre de 2004, que después se pospuso a enero de 2005, seguido de marzo y septiembre. O sea, como Project Cars, solo que la Phantom no llego jamás. Ni la Ouya logró contactar con ella... ni con su espíritu.

Hay quien sigue escuchando las escalofriantes risas de sus creadores por los pasillos del E3, que se convierten en sobrecogedores lamentos cuando recuerdan la pasta que palmaron en el proyecto: 62 millones de dólares frente a los 30 recaudados, que finalmente inviertieron en desarrollar el teclado de la consola con otros dos años de retraso (2008). Que oye, puede que no fuese la revolucionaria máquina del futuro que prometieron, pero trae ratón, es inalámbrico... ¡y tiene el logo de Phantom! Y todo por unos 130 euros. ¿Alguien da menos por más? Callad y tomad mis dineros.

Wii Vitality Sensor: el impulso sin pulso de Nintendo

Debía ser el primero de la lista Y LO SABÉIS. Un clásico de los fracasos prematuros, que no incluí en Los fantasmas del E3 fue para poder dedicarle el espacio que merece aquí y ahora. El periférico mostrado por Iwata en 2009 duró menos que un amiibo en la puerta de un colegio, pues como bien sabéis, desapareció para siempre sin dar más señales de Vitality. Este artilugio atesoraba el potencial de trasladar nuestras pulsaciones al juego, algo que se tornaba especialmente atractivo para el género survival, pero todo se fue al garete cuando vimos cómo funcionaba: había que ponerse una especie de pinza en el dedo índice cual E.T. en busca de un locutorio, y la falta total de demos "in game" dejó una sensación de humo difícil de disipar. Wii necesitaba algo más para reactivar sus millonarias ventas, y desde luego no era este cacharro. Como dijo Iwata, "mirad por primera vez el Wii Vitality Sensor"... Lo que no sabía es que también era la última.

Hemos buscado los aplausos en Google y sólo hemos encontrado esta imagen de Bender de Futurama. Pero no fue la gélida acogida del accesorio lo que llevó a nintendo a tirarlo a la papelera de reciclaje y formatear el ordenador. Según las explicaciones que dio su presidente en una reunión con accionistas, se podría decir que el tensiómetro de Saber Vivir funcionaba mejor. Tras someterlo a innumerables pruebas, Nintendo comprobó que el Wii Vitality Sensor sólo carrulaba en el 90% de los usuarios, ya que en el 10% restante de los casos no reconocía ni el dedo. Además, sus aplicaciones resultaron ser mucho más limitadas de lo esperado ("tiene usted el pulso alto, menos Project Cafés y siga jugando"), aunque dejó en el aire la posibilidad de rescatar el concepto en un futuro... Como dato anecdótico, la revista oficial francesa de Nintendo llegó a confirmar un título compatible con el sensor: Red Steel 3, pero la existencia de ambos fue desmentida poco después, y así, nuestras pulsaciones volvieron a la normalidad. ¿Será el E3 2015 la fecha elegida para rescatar el MEGATÓN del siglo? #NO

Con esta entrañable imagen cerramos el chiringuito por hoy. Existen muchos otros diseños de consolas y accesorios descartados por las leyes de la física, pero no hay mejores chistenderos que vosotros para resucitarlos en los comentarios. Y como también abundan los juegos fracasados antes de salir al mercado, quizá os inspire daros un garbeo por el Limbo de los Videojuegos o por la no menos intrigante segunda parteY ya sabéis qué excusa utilizar cuando el vendedor de GameTroll os intente vender la moto (y el casco) de la última consola next-gen: "lo siento, no es mi prototipo".

Por cierto, los tipos de alma de Platón eran racional, irascible y concupiscible. Podéis ir en paz.

Lecturas recomendadas