Reportaje

Dragon Quest VIII: El Periplo del Rey Maldito - Avance para 3DS

Por Roberto J. R. Anderson
-

Dragon Quest VIII: El Periplo del Rey Maldito será la adaptación para 3DS del mítico juego de rol de PS2, que llegará a las tiendas el próximo 20 de enero.

Muchos aún estaréis a medias con el mastodóntico Dragon Quest VII: Fragmentos de un Mundo Olvidado, entre otros juegazos recientes del género, y el atracón del mejor rol japonés seguirá aumentando muy pronto en 3DS. Esto no es ningún problema cuando se trata de un manjar tan sabroso: si la séptima entrega numerada ya es una maravilla, esta octava es la más sublime de toda la saga, y uno de los mejores juegos de rol de la historia.

Nosotros ya tenemos el juego: os contamos nuestras impresiones tras las primeras horas de esta inmensa aventura, en las que hemos empezado a redescubrir este inolvidable clásico, ahora en formato portátil.

 

Un juego imprescindible

Dragon Quest VIII: El Periplo del Rey Maldito apareció originalmente en PlayStation 2 en 2004. Para esta entrega, la recién fusionada Square Enix encomendó su desarrollo a un estudio muy joven por aquel entonces: Level-5. Sin duda fue un grandísimo acierto, y posteriormente Level-5 no sólo desarrollaría también Dragon Quest IX para DS, sino que crearía sus propias y exitosas propiedades intelectuales: Yo-Kai Watch, Inazuma Eleven, Profesor Layton, Ni no Kuni, etc.

Dragon Quest VIII

En 2006, Dragon Quest VIII para PS2 se convirtió en la primera entrega principal de la saga en llegar a Europa, y su increíble calidad y carisma le hizo ganarse un hueco eterno en el corazón de muchos jugadores. Esta será la primera vez que tendremos el juego en una consola portátil, aunque también lleva ya un tiempo disponible en smartphones (iOS y Android).

 

Viajando para romper la maldición

Su épica aventura nos llevará a un gran viaje con el objetivo de deshacer la maldición que el malvado mago Dhoulmagus ha lanzado sobre el Reino de Trodain. Esta adaptación portátil supondrá su estreno en una consola de Nintendo, y además con montones de nuevos contenidos. Entre ellos destacan los dos nuevos personajes jugables adicionales: Rubí y Morrie, que en el original eran secundarios.

Dragon Quest VIII

La narrativa también se verá reforzada, con un nuevo final alternativo y escenas extra que narrarán más detalles del pasado del héroe y de Dhoulmagus. Y al igual que en la adaptación de Dragon Quest VII, diremos adiós a los combates aleatorios, pues ahora visualizaremos a los enemigos en pantalla y sólo combatiremos si los tocamos.

Además, tendremos la posibilidad de capturar de manera sencilla imágenes de los bellos escenarios que exploraremos, y compartirlas con otros jugadores gracias a StreetPass. Habrá nuevas misiones cuyo objetivo será fotografiar monstruos y personajes específicos.

Dragon Quest VIII

Pero no todos los cambios serán a mejor. Los gráficos, aunque fluidos y muy decentes para un juego de 3DS, no llegarán al nivel del juego original de PS2, especialmente en aspectos como los colores y la iluminación, y tampoco contarán con efecto 3D. Además, habrá unas ligeras aunque irritantes pinceladas de censura: ciertas ropas del personaje de Jessica serán ahora un poco más conservadoras, y un par de escenas han sido suavizadas por su violencia.

Por otra parte, la banda sonora de Dragon Quest VIII (compuesta por Koichi Sugiyama, músico habitual de la saga) es una de las mejores que hemos escuchado: en 3DS oiremos la música del juego original japonés de PS2, en lugar de la sublime versión sinfónica que se añadió en el lanzamiento internacional en la vieja consola de Sony. Es una lástima perder aquellos magníficos arreglos orquestales, pero aun así las melodías seguirán siendo una delicia para los oídos.

 

Rol clásico a gran escala

Por lo demás, el juego ofrecerá una jugabilidad de rol muy clásica, con subtramas que giran alrededor de reyes y castillos, un mundo medieval con elementos de fantasía, y combates por turnos muy tradicionales en la línea de otros Dragon Quest. Pero en esta ocasión, con los escenarios más amplios y las ciudades mejor diseñadas que se han visto en la saga.

Dragon Quest VIII

En su momento, esta entrega destacó por sus preciosos gráficos cel shading y su inmenso mundo abierto tridimensional, que incluso más de una década después y pese a las limitaciones técnicas de 3DS seguirá sorprendiendo en esta versión portátil. La exploración tendrá aún más importancia que en cualquier otro Dragon Quest, con numerosos secretos y misiones opcionales en su vasto mundo.

También os cautivará por el carisma de sus personajes y monstruos (diseñados por Akira Toriyama, creador de Dragon Ball) y el excelente diseño arquitectónico de sus ciudades, con edificios e iglesias construidos con un especial encanto medieval.

 

Impresiones

No nos cansaremos de repetirlo. Dragon Quest VIII: El Periplo del Rey Maldito es uno de los mejores juegos de la historia del rol japonés, y la culminación de la vertiente más tradicional del género. Es cierto que el apartado técnico de esta versión para 3DS estará un poco por debajo del original de PS2, pero también incluirá muchas novedades y mejoras para compensarlo con creces: nuevos personajes jugables, más escenas argumentales, enemigos visibles en pantalla en lugar de combates aleatorios, y muchas otras cosas.

Dragon Quest VIII

Si os gusta el rol y nunca habéis jugado a este juego, esta será una buena oportunidad para que descubráis una de las obras cumbre del género. Y aunque lo jugaseis hace años, es muy posible que queráis volver a embarcaros en esta gran aventura para rememorarla y descubrir sus novedades. El juego saldrá a la venta el 20 de enero con textos completamente en castellano y doblaje en inglés, y publicaremos nuestro análisis el día 10 de dicho mes.

Lecturas recomendadas