Reportaje

E3 2013: Impresiones de Battlefield 4

Por Rafael Aznar
-

EA lleva unos meses instándonos a prepararnos para la guerra, y eso hemos estado haciendo. Ya hemos tenido nuestro primer contacto con el multijugador de Battlefield 4 y nos ha dejado muy buen sabor de boca. Sus 64 usuarios simultáneos y sus 60 fps son dos unidades de artillería que pueden ayudar al juego de DICE a derrotar a Infinity Ward en una nueva batalla de la guerra entre shooters bélicos.

Battlefield 4 ha sido uno de los juegos más ampliamente mostrados en este E3 2013. Primero, se dejó ver en la conferencia de Microsoft, con una demostración de su modo Campaña; luego, fue uno de los mayores protagonistas de la función de Electronic Arts, donde se mostró, por primera vez, el multijugador, que admitirá hasta 64 usuarios simultáneos, lo que es una auténtica barbaridad. Ya hemos podido saltar a su campo de batalla multijugador, y las sensaciones son muy positivas.

La demo que hemos podido catar es, exactamente, la misma que se vio en la conferencia de EA, es decir, la titulada como “Siege of Shanghai”. En ella, se podía probar el modo Commander, que enfrentará a dos equipos en mapeados gigantescos, con un líder que se encargará de dar órdenes en cada bando. La versión que probamos era la de PC, aderezada con el mando de Xbox One. Un colaborador de EA hizo las veces de comandante en la partida.

A priori, el sistema de clases será el mismo que ya vimos en la tercera entrega, con un interfaz y unos controles que funcionan igual. La demo se desarrollaba en las calles de Shanghái, en una zona cercana al mar y con la famosa Torre de la Perla Oriental a lo lejos. Las sensaciones de combatir en un entorno urbano así eran similares a las de los niveles multijugador del metro o las calles de París, en la anterior entrega, pero con un ritmo más frenético. La respuesta de las armas es más inmediata y resulta más sencillo apuntar desde distancias medias.

De nuevo, es imposible sobrevivir como un “lobo solitario”. Es fundamental coordinarse con los compañeros de escuadrón para desplegar unidades de infantería, blindados y helicópteros en un mismo punto. En ese sentido, los vehículos seguirán teniendo una gran presencia en el multijugador. En la demo, había tanques, helicópteros y hasta vehículos acuáticos (incluida una moto de agua con la que poner pies en polvorosa).

Destrucción por doquier, pero con límites

Una de las características diferenciadoras de Battlefield 4 es que los escenarios ofrecerán múltiples posibilidades, gracias a su destructibilidad. En la demo, podíamos tirar una granada a un pilar de carga y hacer que se derrumbara un techo o destruir diversos parapetos. Ahora bien, la destrucción es bastante “selectiva”, como sucedía en el juego anterior. Al final de la demo que se vio en la conferencia, caía un rascacielos de arriba a abajo, pero no es algo que se vaya a poder hacer con cualquier edificio que se nos antoje. Es cierto que el motor gráfico Frostbite 3 del estudio DICE permite hacer pedazos algunos muros y techos, pero también hemos encontrado zonas que aguantaban impasibles ante ráfagas de ametralladora de 50mm.

Se nota claramente que el juego corre a 60 fps, pues todo transcurre con más fluidez. No obstante, el salto gráfico no se nota tanto como pudiera parecer, a menos que uno se fije con mucho ahínco en la distancia de dibujado, los reflejos de los cristales o la resolución de las texturas. De primeras, podría pasar por Battlefield 3 en un ordenador hipervitaminado, con la configuración máxima. Evidentemente, sí se nota más el avance si se compara con las versiones de PS3 y Xbox 360 de la anterior entrega, que no eran tan potentes.

Por ahora, nos quedamos con la variedad de situaciones que parece que ofrecerá el juego, con unidades de todo tipo implicadas en la batalla y una disposición urbana que no habíamos visto nunca: rascacielos, la desembocadura de un río en el mar, calles anchas, pasajes subterráneos, callejuelas… Por ejemplo, podremos subir a lo alto de un edificio con un ascensor, derribar un helicóptero desde allí y, luego, huir arrojándonos al vacío… antes de activar un paracaídas. Acabamos de salir sólo de nuestra primera batalla, pero la guerra multijugador de Battlefield 4 puede ser muy grande.

Lecturas recomendadas