Reportaje

Expediente X: el videojuego, la verdad está ahí fuera

Por Clara Castaño Ruiz
-

Expediente X, la serie creada por Chris Carter, acaba de estrenar su décima temporada en Estados Unidos después de 14 años de ausencia de la televisión. Por ese motivo, recordamos el videojuego de Expediente X, uno de los mejores ejemplos de que, cuando se quiere, se pueden hacer buenos juegos de series y películas. 

Corría el año 1998 y Expediente X era todo un fenómeno de masas en la televisión. La Fox no era, ni es, tonta y decidió lanzar un videojuego de la serie. El resultado, una sorprendente aventura gráfica que salió en PC y Mac. Un año después, también la pudieron disfrutar los jugadores de PlayStation. Con motivo de estreno de la décima temporada de Expediente X el próximo 24 de enero en Estados Unidos y el 26 de enero en España, repasamos la historia del videojuego desarrollado por Hyperbole Studio. ¿En qué consistía Expediente X: el videojuego? ¿Por qué es especial? La verdad está ahí fuera, permaneced muy atentos. 

 

Desarrollo

En el año que se estrenó The X-Files: The Game (Expediente X: El Videojuego), la serie protagonizada por Mulder y Scully iba por su sexta temporada y estaba apunto de lanzarse a la gran pantalla con la película Expediente X: enfréntate al futuro, por lo que no es de extrañar que también quisieran conquistar nuestros ordenadores. Fox Interactive le ofreció el desarrollo del juego a HyperBole Studios, estudio fundado en 1990 por Greg Roach, y que quería explorar los medios interactivos de una forma creativa. Sin duda, su título más reconocido es The X-Files: The Game y eso que, en un primer momento, rechazaron el proyecto. Tras ver algunos capítulos de la ficción de Chris Carter se convencieron y crearon uno de los mejores videojuegos de una serie de televisión.  

 


 

Comenzó así el desarrollo de Expediente X: el videojuego que cuenta con guión de Richard Dowdy, Greg Roach y Frank Spotnitz, basado en una historia original de Chris Carter y Frank Spotnitz. Más de 748 páginas de aventura con multitud de opciones disponibles para los jugadores y tres finales diferentes: uno muy bueno, otro bueno y el malo. En total, se grabaron alrededor de 6 horas de metraje y el rodaje tuvo lugar entre las temporada 5 y 6 de la serie, así como la película. Algunos de los escenarios que aparecen en el videojuego también lo hacen en algunas temporadas de Expediente X. Es el caso del motel, la base de la NSA, o el barco Tarakan. 7 CDs, que había que ir cambiando cada poco tiempo, que nos hicieron vivir una auténtica aventura llena de misterios que resolver y que hubiera encantado a Iker Jiménez. 

 


Historia

Como Guillian Anderson y David Duchovny estaban muy ocupados con el rodaje de la serie y la película, se decidió que el personaje protagonista de Expediente X: el videojuego no fuera ni Mulder y Scully, sino un nuevo personaje: Craig Joshua Willmore, otro agente del FBI, reclutado por la agencia tras graduarse en la Universidad de Nueva York y con una amplia experiencia. Tras pasar por la Oficina central del FBI en Washington y el Departamento antiterrorista, recaló en la oficina central de Seattle para ser compañero de Fox Mulder y Dana Scully. Dentro de la cronología de Expediente X, los acontecimientos que se narran en el videojuego tienen lugar en la tercera temporada de la serie. 

 

Al más puro estilo point & click, en la aventura teníamos que investigar la desaparición en extrañas circunstancias de los agentes más importantes de la agencia: Mulder y Scully, vistos por última vez en la zona de Everett. Nuestra historia comenzaba con Craig Willmore llegando a las oficinas centrales para hablar con el director Skinner. Una de las cosas más divertidas del juego es que podíamos utilizar toda una serie de herramientas propias del FBI, que nosotros nunca habíamos soñado tener en nuestras manos: gafas de visión nocturna, cámara digital, un kit de pruebas, PDA para desplazarnos, mandar e-mails, tomar notas de campo, y un teléfono Nokia de los grandotes.  

 


 

Cuando encontrábamos alguna pista interesante en alguno de los múltiples escenarios que visitábamos en la aventura, podíamos utilizar distintas terminales de trabajo para investigar el pasado de algún sospechoso, visualizar mejor las fotos (por si se nos había pasado algún detalle) o mandar e-mails; el whatsapp no se llevaba.

 

Otro elemento muy importante de la aventura eran los iconos de sentimientos, ideas, pruebas y acción. Con los primeros, podíamos responder de una forma emocional a una situación que se nos presentaba. Es decir, nos podíamos quedar callados y no hacer nada, o enfadarnos. Incluso, nuestro personaje podía caer en la paranoia. Vamos, que los de Telltale Games no han inventado nada nuevo.

 


 

Los segundos, nos daban pistas sobre algunos hechos, pruebas o ideas que habíamos recabado a lo largo de la investigación. Los terceros, como su nombre indica, eran pruebas físicas que habíamos recogido en los escenarios y que teníamos que llevar a analizar. Por último, el icono de acción, nos mostraba una breve secuencia cinemática y que solía indicar un paso importante en la investigación. 

 

Durante nuestra aventura no estábamos solos, contábamos con la inestimable ayuda de la agente de la policía Mary Astadourian con la que, si jugábamos bien nuestras cartas, podíamos acabar teniendo más que una amistad. Como podéis comprobar, Expediente X: el videojuego era una aventura profunda cuyo punto fuerte eran las grandes dosis de misterio, acción y calidad que nos hacía vivir un episodio más de la serie. 

Actores

Al ser un videojuego de acción real, varios de los actores de la serie se prestaron para repetir sus papeles en el mundo virtual. Así, David Duchovny volvía a ser Fox Mulder, al igual de Gillian Anderson regresaba en el papel de Dana Scully. Pero, además, también aparece Mitch Pileggi como Skinner, Brendan Beiser como el agente Sean Pendrell, Steven Williams como X, y un cameo de William B.Davis como el Fumador.  En cuanto a las nuevas incorporaciones, Jordan Lee Williams fue Craig Willmore, poco más hizo tras meterse en el papel del agente del FBI. Y, Paige Witte fue la agente Mary Astadourian, al igual que Williams no se la volvió a ver en ningún otra serie o videojuego importante. 

 


Anécdotas del videojuego

Expediente X: El Videojuego tiene muchas anécdotas en su haber, la primera que os vamos a contar tiene que ver con Hobby Consolas. Como os hemos explicado un poco más arriba, el juego tenía tres finales: dos buenos y uno malo. El bueno, por supuesto, era terminar con éxito la misión. Pero, existía uno muy bueno, acabar felizmente la investigación y tener un romance con la agente Mary Astadourian. Muy pocos sabían que este desenlace era posible y un fan del título, además de lector de Hobby Consolas, nos lo desveló y fue el primer truco que se publicó en la revista en el nº126. 

 


 

A parte de este dato, no faltan guiños a la serie y su tercera temporada. Así, el nombre del protagonista del juego, Craig Willmore, es el mismo que el de un personaje que apareció en el decimosexto episodio de la tercera temporada. Al igual que las películas antiguas que podemos ver en la casa del Agente Willmore y las habitaciones de Mulder y Scully. Además, la foto en blanco y negro de Mulder y Scully, es la misma que aparecía en un episodio de la primera temporada de la serie. También, parte del argumento del videojuego se inspira en varios capítulos de la tercera temporada. Desde luego, los guionistas hicieron un gran trabajo de investigación y convirtieron a Expediente X: el videojuego en todo un homenaje a la serie de los extraterrestres. 

Otros juegos de Expediente X

Para terminar con nuestro reportaje, no podemos dejar de hacer referencia a otros juegos de Expediente X. Cinco años después del lanzamiento de X-Files: the Game, tuvimos una secuela para PlayStation 2, The X-Files: Resist or Serve. Los actores de carne y hueso dejaron paso a personajes animados. Los protagonistas de este survival horror fueron Mulder y Scully que contaron con las voces originales de Gillian Anderson y David Duchovny. Los acontecimientos, en esta ocasión, se centraban en la séptima temporada de la serie y nuestros agentes del FBI viajaban hasta las Montañas Rocosas para investigar una serie de asesinatos sin resolver. Apariciones fantasmales y zombis, así como presencia de posibles extraterrestres hacían necesaria su presencia. 

 


 

Hasta aquí nuestro reportaje especial sobre X-Files: The Game con motivo del estreno de la temporada número 10 de Expediente X. Esperamos que no nos decepcione y que nos ofrezcan interesantes casos para nuestros agentes del FBI. ¡Nosotros seguimos creyendo! Si jugasteis al juego de Expediente X, ¿qué recordáis de él?

 


Lecturas recomendadas