Reportaje

Gamescom 2014: Avance de World of Warships

Por Rafael Aznar
-

Wargaming sigue creciendo y ya cuenta con 100 millones de usuarios registrado en sus juegos online. Una perspectiva que en el E3 era estaba mucho más alejada de lo que han conseguido. Y esto parece que solo es el principio.

Wargaming sigue su crecimiento imparable, ve la apuesta y sube con World of Warships. El juego seguirá proponiéndonos las batallas online que ya conocemos pero esta vez estará protagonizado por barcos de guerra. En World of Warships el manejo de los buques se ha simplificado y encontramos más efectos de destrucción. Se diferenciará de World of Tanks en que este es algo más exigente a la hora de crear una estrategia.

La jugabilidad también se verá modificada y es que, en World of Warships, nuestro buque y el de los enemigos estarán en continuo movimiento, no como pasaba con los tanques. La demo que nos han enseñado en Gamescom 2014 estaba en fase 'alpha' por lo que el resultado final podrá ser muy distinto, pero ya nos ha dado pie a ver lo que nos tienen preparado y, sobretodo, para ver cómo funciona la versión PvP del juego y ver si finalmente lo incluyen en el juego definitivo.

Más jugadores podrán probar esta alfa ya que la lanzarán antes de que acabe el año. En World of Warships tendremos cuatro clases diferentes: acorazados, portaaviones, destructores y cruceros. En la demo eligieron un buque de término medio para que sea más sencillo de manejar. Cada busque tiene detrás un desarrollo de 6 meses y 200.000 polígonos, una gran diferencia respecto al inicio del proyecto.

En la demo había dos bandos que se enfrentarían entre ellos. A la hora del combate vimos cómo de importante es que se protejan la partes 'vitales' de los buques como el motor. Para situarnos en el mapa tendremos una brújula que nos dará la posición de nuestro buque y hacia donde apuntan las torretas (con iconos que cambiarán de color si podemos alcanzar a algún barco enemigo).

En pantalla también veremos una barra con la vida de los buques y la velocidad de crucero. Cada barco tendrá su propio armamento con su tipo de munición, que podrá ser más o menos útil según el tipo de máquina que lleve el enemigo. Si nos alcanzan no podremos recuperar vida, pero sí hacer reparaciones para parar la sangría (apagar un incendio, por ejemplo). La artillería tardará 20 segundos en cargar y, si de repente, queremos cambiar de munición, perderemos ese tiempo de carga; algo a tener muy en cuenta a la hora de atacar.

En el minimapa podremos seleccionar hasta tres puntos, como si fuera un control de crucero, para que los buques vayan hacia ese lugar automáticamente y te puedas olvidar un poco de tener que navegar para centrarte por completo en la lucha. Cuando llegue el momento de la batalla será muy importante prever el movimiento del enemigo para acertar nuestro ataque.

Cuando lancemos torpedos veremos cómo se mueven a través del agua y también escucharemos su sonido. Si viene hacia nosotros, lo sabremos... pero poco podremos hacer. Otra de las características que hay que destacar de World of Warships es que, si escogemos un portaaviones, podremos lanzar los aviones y mandarlos a donde queramos de forma automática.

Lecturas recomendadas