The Good Fight
Reportaje

The Good Fight - 5 motivos para ver el spin-off de The Good Wife

Por Raquel Hernández Luján
-

The Good Fight ya está disponible en Movistar + y nosotros te damos 5 motivos para no perderse el spin-off de The Good Wife y te damos las claves de la serie.

The Good Wife vio la luz hace siete años y finalizaba el 2016 dejando la puerta abierta a seguir desarrollando a uno de sus personajes clave: Diane Lockhart (Christine Baranski). Para los rezagados, se trataba de un drama procedimental de abogados que tomaba como punto de partida un escándalo: la infidelidad de un gobernador hacia su esposa, Alicia Florrick (Julianna Margulies) y su paulatina transformación de mujer sumisa a dueña de las riendas de su vida.

Packs de The Good Wife

La serie utilizó los juzgados para mostrar una realidad mucho más profunda tocando todos los temas posibles de la más rabiosa actualidad: de la brutalidad policial a la violencia racial, de las patentes tecnológicas al derecho a la intimidad, del aborto a la gestación subrogada, de las escuchas de la NSA a la guerra de Siria, etc. Y su final podría encontrarse entre los mejores de los últimos tiempos como podéis ver en este vídeo:

1.-Algo más que un spin-off

Un año después de los hechos que nos narraron en The Goof Wife, Diane Lockhart planea retirarse a Francia para vivir una jubilación tranquila pero un escándalo de corrupción que salpica a su gestor de inversiones la deja completamente arruinada.

Cuando se da cuenta de que es imposible dejar el trabajo, la abogada intenta volver a la firma que lleva su apellido pero sus viejos enemigos le cierran las puertas. Diane busca una salida y acepta la oferta del despacho de abogados en el que trabaja Luca Quinn (la amiga y socia de Alicia en la última temporada).

Con ella, se lleva a Maia, la hija del gestor que la ha dejado en la ruina que viene a convertirse en su protegida, para emprender una nueva carrera de obstáculos que le ayude a recuperar su estatus y prestigio profesional.

2.-El primer episodio es redondo... Y engancha

Esta primera temporada de The Good Fight está compuesta por 10 episodios de unos 45 minutos, lo que hace la propuesta bastante ágil y digestiva.

El episodio inaugural, de estructura circular, viene deconstruirnos al personaje principal: toda su seguridad plasmada en esa casa de la provenza francesa de la que piensa que va a poder disfrutar (sobre todo después de la increíble victoria de Trump que de algún modo es el detonante de la decisión de largarse del país) se viene abajo con un "Fuck!" final cuando se da cuenta de que su retiro laboral es inviable.

Tan interesante y absorbente como su historia es la de la joven lesbiana Maia que trata de abrirse paso en el mundo de la abogacía siguiendo los consejos de Diane, entre los cuales el más valioso parece ser el de "espera, escucha y observa" que es la clave para que las personas "se revelen" ante la mirada de quien está atento.

The Good Fight

Los dos episodios iniciales tratan temas relacionados con la brutalidad policial, la dependencia de los algoritmos y la financiación del sector tecnológico hablando a las claras de corrupción y de enriquecimiento a costa de los demás, de modo que tenemos tela que cortar.

3.-Tiene un repartazo

¿Qué personajes te resultarán familiares? Siguiendo la estela de la exitosa The Good Wife vamos a poder ver un numeroso elenco de personajes secundarios y estrellas invitadas que enriquecerán The Good Fight .

Atentos porque a muchos de ellos ya los conocemos y su regreso está confirmado:

  • Sarah Steele como Marissa Gold. La hija de Eli, el jefe de gabinete y apagafuegos de Peter Florrick, estuvo muy unida a Alicia en su campaña. Ahora será la mano derecha de Diane Lockhart con ese papel de joven irreverente de humor negro.
  • Gary Cole como el experto en balística Kurt McVeight. El marido republicano de Diane Lockhart que intenta controlar su temperamento y les suscita tantos debates.
  • Zach Grenier como David Lee. El abogado más insoportable del bufete que siempre está maquinando en la sombra para no perder poder. Experto en derecho familiar y divorcios, cínico y arrogante, es uno de los grandes enemigos de Diane. 
  • Jerry Adler como Howard Lyman. El veterano socio que se echa en la siesta en calzconcillos cada vez que puede. Intentaron sacarlo del despacho en múltiples ocasiones pero nunca pudieron. Vago y despistado, pone el acento cómico. 
  • Carrie Preston como Elsbeth Tascioni. La abogada más disparatada e imprevisible de la serie, capaz de sacar de quicio a sus clientes pero infalible en sus deducciones.
  • John Benjamin como el multimillonario Neil Gross. El dueño de Chumhum, un buscador tipo Google, ha protagonizado los mejores capítulos sobre los límites de la tecnología y la guerra entre competidos en Silicon Valley. 
  • Abogados invitados como Mike Kresteva (Matthew Perry) y Julius Cain (Michael Boatman).
  • Jueces recurrentes como Suzanne Morris (Jane Alexander) y Charles Abernathy (Denis O'Hare). 
The Good Fight

Por otro lado, se ven nuevas caras como Rose Leslie, conocida por su papel de Ygritte en la serie Juego de tronos y que en esta ocasión da vida a una joven recién licenciada que se verá salpicada por los negocios fraudulentos de su padre lo que arruina su incipiente carrera y empaña su relación de pareja.

4.-Su protagonista femenina es un puntazo

Diane Lockhart es una abogada feminista y demócrata hasta el punto de tener una foto con Hillary Clinton en su despacho. A lo largo de su periplo profesional ha liderado casos contra la posesión de armas, los antiabortistas y la pena de muerte.

Pero a pesar de sus firmes convicciones cuando el amor llamó a su puerta no pudo más que rendirse ante un republicano experto en balística. Su risa estridente e irónica es un clásico y sí, la mujer que le da vida, Christine Baranski, es la madre de Leonard en The Big Bang Theory: la siempre magnífica doctora Beverly Hofstadter. ¡No se le pueden poner peros a una de las mejores amigas de Sheldon Cooper!

The Good Fight

La actriz ha confirmado que la serie trata del paso del poder de una generación a otra, y espera que tenga un mensaje positivo para las mujeres: no darse nunca por vencidas.

5.-Hay talento (y mucho) detrás de la historia

Los creadores de la serie, Robert y Michelle King, han hecho hincapié en la forma de hablar de los personajes y han asegurado que es una serie realista, por lo tanto deben expresarse igual que en la vida real, incluyendo insultos o "tacos": "Son gente educada. Son cultos, elegantes. Lo que escuchas no sonará drásticamente diferente. Pero usarán palabras que habrías esperado escuchar en The Good Wife".

The Good Fight

La realidad política de Estados Unidos, que ha dado un giro totalmente inesperado, les ha obligado a reescribir los guiones de algunos episodios sobre la marcha (incluyendo la primera secuencia en la que la protagonista ve atónita la victoria de Trump con el ceño fruncido), así que veremos alusiones directas a la forma en la que se desarrollan los acontecimientos.

The Good Fight va a volar sola, y por eso la ganadora de dos premios Emmy y un Globo de Oro por su trabajo como Alicia Florrick, Julianna Margulies, no aparecerá en ella, dando por cerrado el arco argumental de su personaje en su propia serie.

Y si queréis saber más tenéis una cita cada viernes noche en Movistar Series. De momento os aseguramos que puede que sea uno de los dramas judiciales más afilados de los que se van a asomar a nuestras pantallas en los próximos tiempos. 

Lecturas recomendadas