Reportaje

Los juegos de 2013: Monster Hunter 3 Ultimate

Por Rafael Aznar
-

Monster Hunter 3 Ultimate abrirá su particular coto de caza en el mes de marzo. El juego será una revisión de la edición Tri, que vio la luz en Wii, y llegará por partida doble, con una versión para Wii U y otra para 3DS, que permitirán el juego cruzado. Si no tenéis la licencia de caza en regla, más os vale revisarla, porque será un imprescindible de ambas máquinas.

Dentro de dos meses, Monster Hunter 3 Ultimate liberará de su cautiverio a la fauna más gigantesca y violenta que jamás hayamos visto. La aclamada saga de cacería es todo un fenómeno de ventas en Japón, desde los tiempos de PS2 y PSP. Las dos consolas de Sony fueron las que incubaron los huevos de la criatura de Capcom, en especial la segunda, pero, una vez abierto el cascarón, la compañía ha optado por hacer volar la licencia hasta el consistente nido de Nintendo.

El juego será un “remake” de Monster Hunter Tri, que salió a la venta para Wii, allá por el año 2010. Así, será en marzo cuando podamos disfrutar de esta remozada cacería de monstruos, que, en su edición para 3DS, ya lleva más de un año en el mercado nipón.

El disfrute será dual, pues el juego contará con dos versiones: una para Wii U y otra para 3DS. Salvando las distancias técnicas, el desarrollo del juego será exactamente el mismo, lo que significa que podremos compartir datos guardados entre ambas versiones y que el multijugador admitirá el juego cruzado entre usuarios de las dos consolas.

Monster Hunter 3 Ultimate será una doble readaptación del espectacular título de Wii. En el caso de Wii U, el apartado visual dará un gigantesco paso adelante, con la traslación a la alta definición, en 1080p; en el caso de 3DS, el efecto en tres dimensiones hará que los monstruos nos arañen los ojos. El juego de hace dos años ya lucía muy bien, con grandes entornos y numerosos monstruos en pantalla, pero el resultado en HD y 3D lucirá infinitamente mejor.

La mezcla entre acción y rol será una parte esencial de la aventura. Mientras nos movemos en tercera persona, habrá que derrotar a multitud de monstruos de un tamaño descomunal. Con el permiso de Dark Souls, la saga de Capcom es conocida por ser una de las más desafiantes del panorama consolero actual en cuanto a nivel de dificultad, así que imaginaos el infierno de diversión que nos aguarda.

Para hacer frente a las criaturas, podremos usar diferentes armas, con un control muy distinto para cada una. La agilidad del conjunto espada-escudo no tendrá nada que ver con la pesadez de la espada-hacha o la gran espada, del mismo modo que el alcance de la ballesta no se asemejará en nada al de la contundente maza. Lo mejor es que habrá que construirse armas y armaduras propias a base de cazar animales y coleccionar partes muy específicas de cada uno: por ejemplo, para obtener un colmillo, una cola o un cuerno de un determinado animal, no bastará con matar un ejemplar de la especie en cuestión, sino que, muy probablemente, habrá que centrarse en atacar a ese elemento determinado para arrancárselo de cuajo.

Entre los monstruos que se han visto hasta ahora, está confirmada la presencia de prácticamente todos los que ya vimos en Wii: Gran Jaggi, Lagiacrus, Rathalos, Rathian, Diablos, Uragaan, Ceadeus, Jhen Mohran, Deviljho… A ellos, se unirán nuevos trofeos, como el Brachydios, un reptil con zarpas acorazadas que proyectarán un líquido explosivo; el Lagombi, un conejo bípedo que lanzará bloques de hielo; o el Zinogre, un reptil cubierto de escamas que desprenderá electricidad. Para derrotarlos a todos, habrá que echarle mucha paciencia, pues, cuando se vean en apuros, los jefes se pondrán a bramar para pedir refuerzos, huirán a otras zonas e incluso se marcharán a hibernar para curarse de sus heridas.

Muchas de las batallas superarán, fácilmente, la media hora de duración, siempre con la espada de Damocles colgando sobre nosotros, porque un par de caricias y embestidas nos mandarán a la tumba en menos que canta un Qurupeco. Para añadirle emoción al asunto, habrá que asar carne para aumentar la resistencia, sacar piedras de amolar para afilar las armas, marcar a los monstruos con bolas de pintura para no perderles el rastro, vestirse con determinadas ropas para no sucumbir ante el frío o el calor de ciertos ecosistemas…

El multijugador será un elemento indispensable para disfrutar de Monster Hunter 3 Ultimate en toda su dimensión, y ahí entrará en juego la conectividad entre Wii U y 3DS. En el caso de la consola de sobremesa, podremos compartir cacerías online con hasta tres amigos. En el caso de la portátil, la conectividad también alcanzará a cuatro usuarios, aunque, al parecer, sólo en red local. Para compensar esa ausencia de online en 3DS, podremos juntar tres portátiles con una Wii U para disfrutar del juego cruzado, como ya sucede con PS3 y PS Vita en algunos juegos. Asimismo, la versión portátil hará uso del StreetPass para compartir tarjetas de cazador con otros usuarios.

En cuanto al control, el título hará un aprovechamiento similar de la pantalla del Gamepad y de la pantalla inferior de 3DS. En ambos casos, esa pantalla complementaria servirá para gestionar los objetos del menú con rapidez y para consultar el mapa. La versión de Wii U también será compatible con el mando clásico, que en Wii ya demostró ser muy eficaz. Hay que destacar, además, que se ha incorporado una nueva funcionalidad al control: se podrá fijar la cámara automáticamente con el botón L, para tener siempre localizada a la presa de marras.

Monster Hunter 3 Ultimate incluirá más de 200 misiones nuevas, por lo que la aventura, además de asemejarse a un juego nuevo, durará decenas de horas. En cuanto a los entornos y las especies autóctonas, las novedades seguro que no decepcionan a los que ya disfrutaron de Tri hace unos años. El bosque, el volcán, la tundra o el mar nos sumergirán en toda su belleza.

A priori, las diferencias gráficas entre una versión y otra pueden ser el mayor contra. Lógicamente, la versión de Wii U dará mucho más de sí, pero, dado que desarrollo del juego será igual, esperemos que la adaptación para 3DS se acerque lo más posible a la de sobremesa, pese a contar con el hándicap del HD contra el efecto 3D.

En cuanto al control, en 3DS convendrá tener el Circle Pad Pro, para poder girar la cámara con mayor comodidad. De hecho, el periférico se empezó a comerciar coincidiendo con la salida en Japón de Monster Hunter Tri 3G, que es como se conoce en el país del sol naciente a esta versión Ultimate. Sin embargo, la introducción de la opción para fijar la perspectiva automáticamente con el botón L será, sin duda, un excelente apoyo para los que no dispongan del periférico (sin ir más lejos, los que tengan la versión XL de la consola). En ese sentido, aunque el juego mantendrá su dificultad intacta, esa opción mitigará la frustración de ciertas muertes, tal y como sucedía muy a menudo en PSP, donde los movimientos del personaje y la cámara se gestionaban simultáneamente, y muy ortopédicamente, con el joystick y la cruceta.

Sin duda, la saga de Capcom es una de las más potentes de la última década, y Monster Hunter 3 Ultimate, aunque no sea un juego totalmente inédito, será un excelente punto de partida para el juego cruzado entre Wii U y 3DS, así como una buena piedra de toque de cara al futuro Monster Hunter 4, que verá la luz en la portátil de Nintendo. Id preparando el material de caza, porque la veda está a punto de abrirse.

Visita nuestro Especial de los mejores juegos de 2013.

Lecturas recomendadas