Reportaje

Momentos navideños en videojuegos

Por Nacho Bartolomé
-

Hay un gordinflón de rojo y abundante vello facial que lleva años dejando su huella en los videojuegos. No, ahora no nos referimos a Mario, sino a Papá Noel, que ha ido colando toques navideños en distintos juegos. Y un pequeño secreto: en los videojuegos, Papá Noel son los desarrolladores. Vamos a repasar cómo se celebra la Navidad en distintos puntos del mundo... virtual.

James Pond 2: Codename Robocod


Empezamos este recorrido "navideojueguil" con el bacalao robótico agente secreto (casi nada) más famoso de las consolas, que afrontó una segunda misión de lo más navideña. Su mayor enemigo, el Dr. Maybe, estableció su base de operaciones en el Polo Norte y decidió apoderarse de la fábrica de juguetes del mismísimo Papá Noel. ¿Acaso hay un plan más maligno?

Pero aunque a Pond consiguió desbaratar sus planes, no ha recibido el regalo que esperaba: la campaña de financiación colectiva en Kickstarter para regresar con un nuevo juego fracasó.

Banjo-Kazooie

Los niveles nevados son todo un clásico de los juegos de plataformas, y Freezeezy Peak, el que visitaron Banjo y Kazooie en su estreno en Nintendo SIXTY FOOOUR, está lleno de referencias navideñas. Empiezan ya en la entrada del nivel en la guarida de Gruntilda, que simula un calendario de adviento. Y continúan en las distintas misiones que tenemos que ir afrontando para conseguir los preciados Jiggies, como recuperar los regalos de los llorenes hijos del oso Boggy o escoltar a unas bombillas parlantes hasta un gigantesco árbol de Navidad.

Y si queréis darle un toque jugón a cualquier cena familiar por estas fechas, colad entre los villancicos la entrañable melodía que Grant Kirkhope compuso para este nivel. 

Batman: Arkham Origins... y más


La última Nochebuena en Gotham ha sido un poco peculiar, porque sí, un señor disfrazado ha sido visto sobrevolando la ciudad... pero lo que ha ido repartiendo por ahí no han sido precisamente regalos. Batman: Arkham Origins está ambientado en un 24 de diciembre en el que no falta ni su particular "ciclogénesis explosiva", que mantiene a todos los ciudadanos de bien en sus casas. Justificación para que el escenario del juego sólo esté poblado por villanos que no van a permitir que Bruce Wayne pase estas fechas sin compañía. Callejones decadentes iluminados por luces de Navidad y Alfred en casa con el pavo enfriándose. Felices fiestas.

Y pasamos a Batman: Arkham City. No olvidéis visitar la celda del Hombre del Calendario el 25 de diciembre para que os cuente su particular cuento navideño. Es necesario para conseguir el logro/trofeo "Narrador".

Y retrocedemos al 1993 d.C (Comics): Batman Returns para Super Nintendo también capta la ambientación navideña de la película de Tim Burton en la que se basa, con sus árboles de navidad y secuaces del Pingüino en busca de que les demos el aguinaldo.

Secret of Mana

En Secret of Mana también tenemos que descubrir un secreto Manavideño. En Frosty Forest, un reno parlante, el mismísimo Rudolph, nos relata desesperado cómo Papá Noel ha sido secuestrado por un malvado monstruo llamado Frost Gigas. Para no destripar el devenir de los acontecimientos, sólo avanzaremos que al final se descubre que Papá Noel igual se merece que le traigan carbón...

Shenmue

Shenmue ofrecía una de las experiencias más realistas jamás jugadas hasta la fecha. Tanto, que el tiempo iba pasando en el propio universo del juego, y al llegar el 25 de diciembre, nos encontrábamos con la nieve cayendo sobre Yokosuka... y hasta algún Papá Noel que le felicitaba la navidad al bueno de Ryo Hazuki. Queridos Yu Suzuki y Reyes Magos: ¿nos traeréis Shenmue 3 en 2014?

Animal Crossing


Para saga realista, Animal Crossing. Al menos todo lo realista que pueda ser un pueblo lleno de animales en el que todo se base en comprar y vender para pagar la hipoteca. Vamos, muy realista. Porque además, los juegos se sincronizan con el reloj interno de la consola para que el tiempo, las estaciones y los eventos del mundo real tengan su equivalente en el mundo del juego. Y eso incluye la Navidad, claro. En varios juegos de la saga, el 24 de diciembre recibimos la visita del reno Renato, que traerá regalos para todos. En el caso del reciente Animal Crossing: New Leaf, en esa fecha se celebra el Día de los Juguetes, en el que tendremos que vestirnos de Papá Noel para ayudar a Renato a repartir regalos entre los vecinos... y acertar con la elección.

Ape Escape 2

Donde hay monos hay alegría, y la Navidad, dicen, es época de alegría. En Ape Escape 2, como buen juego de plataformas y buen juego con monos, hay un alegre nivel ambientado en una montaña nevada llamado Snowball Mountain. Allí nos encontraremos regalos que abrir, una música de lo más navideña y, por supuesto, un mono disfrazado de Papá Noel. Pero el que acabará en el saco será él... 

Donkey Kong Country 3: Dixie Kong's Double Trouble


Y otra de monos: en Donkey Kong Country 3 hay un truco que hace que las fases de bonus se conviertan en algo así como un centro comercial en navidad: una contrarreloj en la que hay que correr para conseguir regalos mientras suena un villancikong de fondo. Para ello tenemos que pulsar L, R, R, L, R, R, L, R, L, R en la pantalla de selección de archivo, e introducir el código MERRY. Probadlo en las entrando en las fases de bonus de los niveles nevados para maximizar el efecto.

Y estos son los guiños navideños que este repaso nos ha dejado bajo el árbol. Si encontráis otros dentro de vuestros calcetines, ¡compartidlos en los comentarios!

¡Feliz partida y próspero vicio nuevo!

Lecturas recomendadas